Menú principal

Menu

El día que conocí a Steve McCurry

Quiero compartir algo que me pasó hace ya más de un año, en Buenos Aires, unas semanas antes de emprender mi loco viaje por Asia.

steve-mc-curry-argentina-02

Como dije en algún otro post, cuando uno viaja da lo mismo que sea lunes, jueves o domingo, ya que los días dejan de tener una etiqueta y pasan a ser “El Día Que”: “el día que nadé en lava volcánica”, “el día que me tiré en parapente” o “el día que conocí a John Lennon” (tres días que nunca pasaron en mi vida, aclaro).

Pero lo que no dije es que cuando uno está inmerso en la rutina, esos días también existen y son los que nos hacen salir de la vida cotidiana: son esos “momentos” en los que nos damos cuenta de que estar vivo en este tiempo y en este lugar es lo mejor que nos podría haber pasado.

Bueno, resulta que un día cualquiera mi editora me encargó entrevistar a Steve McCurry porque estaba segura de que aquel fotógrafo estadounidense y yo “nos íbamos a llevar bien”. Tal vez debería escribir STEVE McCURRY así con mayúsculas, porque este hombre no es solamente un fotógrafo, es una eminencia de la imagen, uno de los mejores retratistas del mundo, en mi humilde opinión.

steve-mc-curry-argentina-09

¿Se acuerdan de la mirada de la Chica Afgana, no? Fue la tapa más famosa de la National Geographic y una de las imágenes más reconocidas del mundo, un ícono del siglo XX.

Bueno, esa la sacó Steve.

Steve (me tomo el atrevimiento de llamarlo Steve) estuvo en Buenos Aires para inaugurar la muestra que hizo en el Centro Cultural Borges y, el día anterior, dio una conferencia de prensa para varios medios argentinos. Ahí fui yo.

steve-mc-curry-argentina-07

steve-mc-curry-argentina-08

Imagínense mis nervios.

Cuando la conferencia de prensa (“ordenada”) terminó, empezó el caos. Más de 30 periodistas se le abalanzaron para entrevistarlo en privado y sacarle mil y una fotos.

— Estiv, Estiv!! Plis, a picture with the chica afgana.

— Estiv! Only two questions, two more questions!

— Estiv, look here, una foto con tu cámara, plis.

Yo decidí ser paciente y no acosarlo cual mujer desesperada. Pensé: en algún momento el resto de los periodistas se va a ir y ahí aprovecharé para hacerle la entrevista con tranquilidad.

steve-mc-curry-argentina-06

Entre varios se lo llevaron afuera de Galerías Pacífico —tras el pedido de “una foto al aire libre, Estiv”— y le sacaron todo tipo de fotos: mirando hacia el vacío, con la cámara acá, con la cámara allá, de frente, de espaldas, con la mano levantada, con el pie apoyado. Y él, tan tranquilo, se dejó fotografiar. Qué ironía. Qué habría pensado el fotógrafo al ser fotografiado… Seguramente por dentro se reía de todos.

Cuando terminaron de sacarle fotos, el hombre quedó solo. Solo. Por primera vez en cuatro horas lo dejaron solo. Era mi oportunidad. Caminé hacia adentro del Shopping (el Centro Cultural Borges está ubicado dentro del Shopping Galerías Pacífico) con él y mientras subíamos por la escalera le charlé de ser humano a ser humano (o de loca a genio al que trata como ser humano).

—Hi Steve. ¿Todavía tenés energía como para una entrevista más? [todo en inglés]

—Of course!

—¿Es tu primera vez en Argentina?

—Sí.

—¿Y cuál es tu próximo destino?

—El sábado me voy a la India.

Y ahí, en pocos microsegundos, pensé… será muy ridículo si… qué hago… le digo o no le digo le digo o no le digo le digo no le… ya fue, le digo.

—¡Qué bueno! Yo me voy de viaje a Asia dentro de un mes y probablemente me quede un año por allá.

Por primera vez durante nuestra conversación me miró a la cara y me sonrió. Le encantó lo que dije. [Nota: cuando este hombre empezó su carrera como fotógrafo freelance, a los veintipico de años, se fue a la India con el plan de estar “un tiempito” allá y se terminó quedando meses y meses, y la mayor parte de su carrera como fotógrafo la hizo en Asia].

—Really???

—Sí, yo escribo e intento sacar fotos [no puedo dármela de fotógrafa con un tipo tan groso] y quiero vivir de esto.

—Wow, impressive.

steve-mc-curry-argentina-01

Llegamos nuevamente a la sala del Borges —vacía— y me pidió que lo esperara mientras iba al baño. Me quedé ahí parada, nerviosísima, pensando lo peor: ¿Y si se le ocurre escaparse por la ventana del baño para no tener que seguir lidiando con la prensa? Recemos para que el baño no tenga salida al exterior. Volvió a los cinco minutos y me invitó a sentarnos dentro de la sala de exposición, entre medio de todas sus fotos.

steve-mc-curry-argentina-03

steve-mc-curry-argentina-05

Saqué el grabador y empecé con las preguntas.

—Empezaste estudiando cine… ¿qué te hizo elegir la fotografía como profesión?

—Bueno…

Me dió una breve explicación que ni siquiera llegó a terminar y se interrumpió a sí mismo: BUT TELL ME ABOUT YOUR TRIP. ¿Cuándo te vas? ¿Por dónde vas a estar? ¿Vas sola? ¿Viajas por placer? ¿Cuál es tu plan?

No podía creerlo. Steve McCurry me entrevistó a mí.

Le conté un poco sobre mi vida: que en el 2008 viajé a Latinoamérica por nueve meses, que la escritura, que las fotos, que mi atracción por Asia, que mi pasión por viajar.

Me pidió mi contacto.

Y en ese momento ni lo pensé y saqué una caja llena de fotos de mi bolsito.

El día anterior había impreso unas 50 fotos que había sacado en mi viaje por América latina y las había convertido en “tarjetas personales” (les escribí a mano mis datos de contacto en el dorso, bien rústica la cosa). Las llevé a la conferencia de prensa “PARA VER QUÉ ONDA”, pero confieso que si él no me pedía mi contacto jamás iba a animarme a mostrarle estas fotos así de la nada. Así que cuando me pidió mi contacto saqué el fajo de fotos y le dije que eligiera una (arriesgándome a que el tipo ni le diera importancia al asunto y agarrara la primera para quedar bien). Pero no sólo eligió una sino que miró todas, tranquilamente, e hizo una preselección de cinco que le habían gustado hasta que eligió su preferida.

No sé qué habrá sido de esa foto, si todavía la tiene, si la perdió entremedio de tantas otras que le deben haber dado, si se acuerda de mí, si no se acuerda.

No me importa.

Aquel día sentí que estaba yendo por el camino correcto, que tenía que seguir con esto de viajar, escribir y sacar fotos por más loco e irrealizable que le pareciera al resto del mundo. Porque hubo muchas personas que empezaron así, cumpliendo un sueño (o sueñito) que al resto del mundo le parecía loco e irrealizable y terminaron haciendo grandes cosas. Y si tuve la suerte de que la vida (o mi editora) me hiciera conocer a una persona como él, fue por algo. Estas cosas no pasan porque sí.

steve-mc-curry-argentina-10

***

Esta es la entrevista que salió publicada un tiempo después en la revista Clase Ejecutiva de El Cronista Comercial.

, , , , ,

Comentarios acerca de El día que conocí a Steve McCurry

  1. Paolo 06/05/2011 at 00:59 #

    Aniko me has echo soñar y llorar ahora,,, me has echo valorar mucho el por qué estoy aquí ,,, tan lejos de mi familia (Belgica). Realmente son esos sueños o sueñitos como dices lo que le dan importancia a mi día a día. Y pienso que deberia de ser igual para todos. Quiero terminar mis estudios de enfermeria, especializarme y viajar. Viajar en todas sus dimensiones. Viajar en su pleno sentido. Viajar y compartir mis conocimientos.

    Gracias y sigue pa’lante.

    Paolo

    • Aniko Villalba 06/05/2011 at 03:28 #

      Gracias Paolo!!
      Te deseo lo mejor en tus estudios y en tus futuros viajes!

  2. Esteban 06/05/2011 at 01:01 #

    He viajado por Asia alrededor de 6 meses por las mismas razones que vos. Placer por el viajar y la fotografia. Asia me encanto y me cambio.
    Volvi hace 5 meses y todavia no puedo (y no quiero) acostumbrar mi cabeza a Buenos Aires.

    Te juro que te envidio y mucho. Que lo disfrutes.

  3. Pipano 06/05/2011 at 01:10 #

    Me encantó el relato, pero mucho más la edición de la nota. Las fotos son ¨parlantes¨ responden en un todo a lo que vas relatando. Steve un genio.
    Y el detalle de la nota que publicaste en la revista de El Cronista es el corolario de lo que narras. Es todo fantástico. Me gustaría saber que diría Steve si leyera esto…Felicitaciones

  4. Sol 06/05/2011 at 01:12 #

    yo quiero saber cuál de tus fotos fue la que eligió ESTIVVV!!!!!
    saludos, una fiel lectora, que siguió todooo tu viaje por América Latina a través del blog de La Nación,y recién hace muuuy poquito descubrió este, y (dejo la tercera persona porque no me gusta), así que te cuento que me leí todos los posts del último año en muy poquito tiempo!!!! me gustan muchísimo tus relatos, espero más, tenés un próximo destino planeado???
    un beso, Sol

    • Aniko Villalba 06/05/2011 at 01:17 #

      Hola Sol!! Qué bueno leer tu comentario!
      Te cuento que la foto que eligió Steve es la que aparece en el post anterior (“Mis 10 lugares en América latina”) en “Buenos Aires”, la foto de mi amiga Mirla frente a la flor. Andá a saber qué le habrá gustado de esa foto.
      Por ahora no sé cuál es mi próximo destino, aunque quiero que mi próximo “gran viaje” sea a la India, pero en un tiempito. Mientras tanto sigo acá en Indonesia, que aunque sea como mi segundo hogar, también es como estar viajando.
      Un beso!

      Ani

  5. LILA SINCHICAY 06/05/2011 at 01:15 #

    Anika que hermoso relato!!,me emocione junto con vos,conocer personalmente a STEVE McCURRY ,y que se lleve una foto tuya!! te felicito segui adelante,solo los locos hacen historia.

  6. Agus 06/05/2011 at 13:40 #

    Hoy te escuche en lado b, y admito que me quede intrigada sobre tus viajes. Estoy aqui leyendo lo que escribis. viendo las fotos, y es increible como se me pone la piel de gallina. Que lindo es viajar, que lindo es conocer otras culturas, que lindo es saber que no todos son como uno, que lindo que puedas hacer lo que tanto te gusta. Te felicito por el blog, hasta la estetica es linda, y dan ganas de leer y leer mas, y tenes una manera de escribir que te teletransporta al momento que relatas, como si yo tambien estuviese en ese momento.
    Buen viaje!

    • Aniko Villalba 06/05/2011 at 13:46 #

      Hola Agus, gracias por escucharme y por leerme!!
      Me alegro que mi blog te genere eso, porque pongo todo en la escritura y en los viajes!
      Gracias por tu comentario, te mando un saludo desde acá :)

  7. valegolden 13/05/2011 at 00:35 #

    Hola Aniko!
    Qué lindo lo que escribís!! yo recién te descubro, no sé ni cómo llegué a vos, pero también pienso que las cosas pasan por algo.
    Lo que más quiero en el mundo es viajar, conocer otras culturas, escribir y sacar fotos. Así justito como vos. Pero no lograba formar la idea en mi cabeza, era una nebulosa, un simple ideal.
    Ahora siento que si bien no puedo largar todo mañana (estoy terminando la facu) todo lo que leo, averiguo y aprendo en este tiempo me va a servir el día de mañana cuando vaya por el mundo aprendiendo lo que cada país tiene para enseñarme.
    Cada cosa a su tiempo.
    No estudio comunicación, nunca supe bien de qué se trataba. Ahora me di cuenta que me gusta, pero estudio turismo, (porque los idiomas y los viajes los tengo incorporados desde la infancia). Quiero tener el título e irme. Lejos. Por mucho tiempo. Pero no irme sin mi diploma, porque no me iría tranquila.
    Recién estoy empezando con un blog, tímido y personal, pero cada día que pasa me doy cuenta que me encanta escribir y que eso que hice tantos años en secreto solamente en mis diarios de adolescente ahora es tiempo de compartirlo con el mundo.
    Me encanta lo que hacés e indirectamente me llena de energías y esperanzas para hacerlo yo también algún día no muy lejano.
    Gracias.
    Y como te escribí en el twitter recién, algún día nos cruzaremos en algún país. Un beso!

    • Aniko Villalba 13/05/2011 at 05:07 #

      Hola Vale!
      Gracias por tu mensaje, me leo a mí misma en tus palabras, especialmente en eso de que lo que más querés es viajar, conocer otras culturas, escribir y sacar fotos. Con eso ya empezaste: con tus ganas, tu deseo, tu ideal. Es el primer paso aunque no lo creas. El resto va a venir solo, cuando sea el momento de empezar a viajar te vas a dar cuenta, porque todo va a apuntar a eso.
      También me hubiese gustado estudiar turismo, pero elegí comunicación porque era lo más amplio. En realidad nunca supe muy bien qué estudiar, tal vez algo que me diera un conocimiento general para después especificarme por mi cuenta, viajando. Al igual que vos, yo también esperé a terminar la carrera y me fui, y estaba tan impaciente que rendí mi último final en diciembre y en enero ya estaba en Bolivia.
      Ya me metí en tu blog para leerte.
      Te deseo lo mejor y ojalá nos crucemos algún día,
      Un beso

      Ani

  8. Milka. 14/05/2011 at 03:25 #

    Celebro haber leído la nota “El día que conocí a….”. Sentí tus emociones con mucho cariño, y deseo que algún día lo vuelvas a encontrar, seguramente habrás hecho un largo camino, y él te reconocerá amorosamente por lo compartido en ese mutuo reportaje. Un abrazo; Milka.

  9. Ramon Villero 07/06/2011 at 07:37 #

    Tal como te comenté en el post de VM, me ha encantado este post. Mucho mejor que una entrevista convencional. Siempre me han encantado las fotos de Steve; ahora parece que le conozco un poquit mejor, gracias a esta entrevista cazada al vuelo, pero con constancia… como las buenas fotos y los buenos textos. Saludos.

  10. Txema León 18/07/2011 at 09:39 #

    Qué impactante, nada menos que McCurry interesándose por tu viaje. Qué grande y qué pequeña te debiste sentir, al lado de una eminencia como él y que a la vez se mostrara tan humano y cercano.

  11. Walter "Che Toba" 28/07/2011 at 09:01 #

    Guau, excelente, que gran experiencia, nadaste en lava volcánica :-). Para muchas personas esas cosas no son importantes, muchos le sacaron fotos pero para ellos era una persona más, era su trabajo, vos te tomaste tu tiempo y el destino hizo el resto. Estoy seguro de que guardó la foto, es más, un día de éstos te podrá mandar un mail preguntándote cómo te fue en la india, sueña con eso, y sinó pasa es porque no tuvo tiempo, no porque no tuvo ganas. Qué bueno que puedas disfrutar cada momento, lo sientas como lo cuentas y que lo puedas contar como lo sientes. Te felicito

  12. Gonzalo Orsi 27/08/2011 at 12:44 #

    El nombre que también hay que escribir en mayúscula es ANIKO VILLALBA. Te felicito por esta entrada y por todo el blog.

  13. Criz 20/03/2012 at 18:22 #

    La verdad no se como llegue a este sitio…ah, si si .. me acuerdo
    puse en el google algo como ” cual es el secreto de steve mccurry ”
    aver si tenia suerte y alguien en la red me daba una buena explicacion
    sobre como este GENIO puede tener esos colores en su fotos…
    con eso me basta, como hacer q mis fotos tomen esos colores , te juro que soy el ser mas feliz del mundo..

    en fin…

    Tu Historia me encanto, y me muero de intriga por ver tus fotos sobre ese viaje y leer mas anecdotas.

    AMO LA FOTOGRAFIA .. y uno de mis refetentes es steve.

  14. Valen 02/11/2012 at 20:53 #

    Me encantó tu historia, el como esta escrito, hizo q me imaginara como si hubiera estado ahi, no soy muy admiradora de los fotografos pero tu pasion me hizo sentir lo q vos en ese momento, La unica critica, me tendría fe la foto la tiene guardadita ;) EXITOS EN TU VIAJE A ASI!!! :)

  15. Valen 02/11/2012 at 20:54 #

    Me encantó tu historia, el como esta escrito, hizo que me imaginara como si hubiera estado ahí, no soy muy admiradora de los fotógrafos pero tu pasión me hizo sentir lo que vos en ese momento, La única critica, tendrías q ser un poco mas positiva, la foto la tiene guardadita ;) EXITOS EN TU VIAJE A ASIA!!! :)

    • Aniko Villalba 02/11/2012 at 22:17 #

      Gracias Valen!
      Soy “poco positiva” porque escribí este artículo más de un año después de que ocurriera el hecho, por eso dudo que la tenga guardada! Aunque nunca se sabe! Ya me fui a Asia y volví :) pero todos los días sueño con estar allá otra vez…

  16. Leo Torres 09/02/2015 at 08:38 #

    Yo te leo a vos, y yo soy el que siente que estoy en el camino correcto. Tu forma de escribir es sencilla sin pretenciones pero tiene algo que atrapa. Gracias Aniko por tanta inspiracion!

  17. Laura 03/04/2015 at 15:42 #

    La magia si existe!!!!!

  18. Jimena 02/06/2015 at 20:25 #

    Hola Aniko! Descubrí tu blog hace poco, lo voy leyendo de a pedacitos y me gusta mucho. En particular me emociona ésta historia. Mi profesión es totalmente distinta a la tuya, (soy licenciada en administración y trabajo en un banco) y sin embargo comparto absolutamente lo que decís, aplica para todos los ámbitos, carreras y vidas. Es desear, creer, trabajar duro y estar preparados para que la vida nos sorprenda. Cada vez estoy más convencida de eso y me alegra leerlo en alguien más. Saludos y buena vida!

  19. Andrea Gavilanes 11/09/2015 at 00:17 #

    Wow Aniko! Que hermosa experiencia!!!
    Quisiera saber cuáles fueron las 5 fotos que él eligió, me da tanta curiosidad.

    Uno de mis sueños de encuentro con grandes fotógrafos es Sebastião Salgado, muero por conocerlo! Así que cuando vaya a Brasil (creo que sigue residiendo ahí) haré todo lo posible para lograr una charla con él. Si no lo has escuchado, te recomiendo que veas su web amazonasimages.com y ver uno de sus doc “The Salt of the Earth” completamente inspirador!

    Saludos!

Dejá tu comentario

¿Seguimos en contacto?

Suscribite a mi newsletter para recibir los próximos posts y novedades en tu mail

(No te olvides de confirmar tu suscripción haciendo click en el mail que llegará a tu casilla)
×