Menú principal

Menu

Marrakech: la lucha constante

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-42

Apenas bajamos del bus y quedamos solos en la estación con nuestras mochilas y nuestras almas sentí como si un árbitro invisible hubiese tocado el silbato para anunciar que empezaba el partido.

Equipos: Andi y Aniko (y todos los viajeros que están por acá) vs. Marrakech

Estadio: Djemaa el-Fna (la plaza principal de la medina) y los souqs (mercados)

Disciplina: lucha libre

Reglas: vale todo

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-22  El estadio

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-23

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-3 Nosotros (las sombras) vs. Ellos

Después de pasar varios días en la lentitud del desierto, en los paisajes irreales del Todra y en la tranquilidad de Ait Benhaddou, me olvidé de que había ciudades en Marruecos donde el movimiento, el caos, el ruido y las masas de gente eran algo de todos los días. Y al ver (ya desde la ventana del bus) lo que nos esperaba en Marrakesh me sentí un poco agobiada y sin ganas ni fuerzas para enfrentarme a tanta locura.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-6

Se los voy a decir desde ya: Marrakech no me gustó (ohhh ¡polémica!) y no es un lugar de Marruecos al que quiera volver. La ciudad en sí no me desagrada (tiene lindos rincones, linda arquitectura, bastante arte, lindo paisaje natural de fondo), pero estar en un lugar donde sabés que van a intentar cobrarte de más por todo, donde solamente te ven como alguien a quien sacarle plata (y ni siquiera como a una persona, sino como a un cajero con patas) y donde hay tanta agresividad, acoso y mala onda no es algo que me parezca disfrutable.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-45

La lucha empezó cuando llegamos a la estación de buses y tuvimos que tomarnos un taxi a la Plaza Djemaa el-Fna (el centro de la medina, donde están los alojamientos baratos). Todos los taxistas nos pedían montos irrisorios, y si les pedíamos que nos bajaran el precio intentaban cobrarnos extra por meter las mochilas en el baúl (¿dónde se ha visto?). Cuando llegamos a la medina sentí que entramos a un gran shopping: todo lo que se veía eran puestos de venta (con sus respectivos vendedores que agitaban los brazos y nos gritaban “ehh! ehhh! ehhh!” o “cht, cht, cht!” para que nos acercáramos) (el truco es no hacer contacto visual con ninguno). Como siempre, nos interceptó un hombre para llevarnos al alojamiento barato de su abuela: el problema fue que nos mintió y nos prometió cosas que después no había —como el bendito wifi— y encima nos pidió propina.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-58

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-55

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-16

En la medina de Marrakech —a diferencia de, por ejemplo, la de Fezpermiten la circulación de motocicletas y bicis. Un peligro. Hay que estar tirándose contra la pared constantemente para que no te pasen por encima: los motociclistas van a toda velocidad tocando la bocina y no esquivan a nadie, sino que esperan que los peatones les abran paso. Algunos pasaban tan pero tan rápido que me generaban algo que no hago demasiado: putear. Las medinas, ya de por sí, son caóticas: imaginen calles angostas (tan angostas que no entra un automóvil) llenas de puestitos de venta y de comida, con gente que va y viene, con carros tirados por mulas, con personas sentadas en el piso, con niños jugando a la pelota, con vendedores ambulantes y encima con motos que pasan a toda velocidad. Deberían hacer como en Fez y prohibir los vehículos motorizados.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-65

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-39 Los souqs o mercados

La gente, además, me pareció muy agresiva. Doy ejemplos. En la plaza Djemaa el-Fna está lleno de músicos callejeros, contadores de cuentos, encantadores de serpientes, mujeres que hacen tatuajes con henna, puestos de venta de jugo de naranja, puestos de comida, hombres en carrozas, hombres con monos… Cada vez que un extranjero pisa aquel territorio, las miradas se posan sobre él y todos intentan captarlo para que compre algo. Ese no es el problema, el problema es que algunos hombres, como los encantadores de serpientes, se ponen muy agresivos.

Andi y yo nos pusimos a mirar —a varios metros de distancia— cómo “encantaban” a una pitón y uno de los hombres nos vio y se nos acercó sosteniendo una serpiente con intención de colgárnosla en el cuello para que nos sacáramos una foto. Yo me alejé corriendo y el tipo me persiguió, le dije que por favor se alejara porque no me gustaban las serpientes y él, en vez de respetarme e irse, me puso la serpiente a pocos centímetros de la cara, a lo cual volví a salir corriendo. En ningún momento atiné siquiera a sacar una foto (estaba demasiado asustada), pero el tipo me siguió persiguiendo y me gritó “Give me money for the picture! Give me money!!”. Le dije que no había sacado ninguna foto y llegó a agarrarme del brazo para seguir demandándome plata. Cuando nos fuimos vi que le hizo lo mismo a otra mujer: le puso la serpiente en la cara y ella huyó despavorida.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-10  Algunas fotos de los puestitos de venta que inundan la Plaza…

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-27 El vendedor de jugo de naranja exprimido

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-30 El que preparaba y servía la harira (sopa) todas las noches

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-31 (los de las fotos son vendedores que tenían buena onda, que también los hay)

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-38 La oferta de especias (me encantan estas pirámides)

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-66 ¿Vendedores de muelas?

Más tarde, paseando por los mercados de la medina, Andi casi se agarra a trompadas con un vendedor. Pasamos frente a una tienda de alfombras, Andi tocó una que estaba colgada en la entrada y el vendedor le dijo lo de siempre: “I have more, come inside just for look”. Él entró y yo me quedé esperándolo afuera. Pocos minutos después vi que el vendedor lo empujaba por la puerta como para pegarle y Andi le decía “What is your problem?! Are you crazy?!”. El tipo se enojó porque Andi no le compró nada y porque, al salir, tocó la alfombra que estaba colgada en la puerta otra vez (Andi, contá cómo fue). Después de esa cuasi pelea seguimos caminando, quisimos sacar una foto de un negocio (de afuera) y salió uno corriendo y nos empezó a gritar “No photo! No photo!” y cuando nos íbamos nos terminó gritando “Fuck you! Fuck your mother!” (¿qué tendrán que ver nuestras madres en todo esto?). No me gusta, toda esta agresividad no me gusta nada.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-57  Por suerte cuando nos alejamos de la parte central (y comercial) de la medina, la actitud de la gente cambió y todo fue un poco más tranquilo…

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-35

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-40

  marrakesh-marruecos-aniko-villalba-48

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-61

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-60

Me da pena pensarlo, pero será que cuanto más turística es una ciudad, ¿más agresiva se vuelve su gente? Como los vuelos baratos de Europa llegan a Marrakech, esta es una de las ciudades más turísticas del país. Pero habiendo visto muchos otros lugares de Marruecos, siento que no representa el modo de ser de su gente, sino que es un lugar donde la relación entre los locales y los extranjeros es puramente comercial. Yo entiendo que de algo tienen que vivir, pero en otras partes de Marruecos también tienen que vivir de las ventas y no tratan así a sus potenciales compradores. ¿Por qué será que se genera algo así? ¿Será que la gente de Marrakech se cansó de los turistas, de las fotos, del regateo, de la mala onda (tal vez también) de los visitantes? Para mí, nuestra estadía en Marrakech fue una lucha constante: una lucha para que no nos cobraran de más, una lucha para que no nos pisaran las motos, una lucha para evitar que nos acosaran o nos agredieran. Y en esa lucha ganó Marrakech, que logró sacarme cualquier tipo de ganas de volver.

Pero como todo anverso tiene su reverso, en la medina también encontré rincones y detalles que me gustaron, como estos.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-9 Un puestito matutino de venta de té y sopa

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-70 Montañas nevadas de fondo

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-69 Mujeres con sus bebés en la espalda

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-56 Especias en palanganas

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-67 Un jueguito que se las trae

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-50 Una mezquita a la que nos dejaron entrar

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-46 Un pajarito

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-4 Una mezquita (otra) al atardecer

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-20 Amiguitas volviendo del colegio

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-19 Un señor que me convidó algo de su puestito para que probara

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-11 La luz en el piso

Ah, y me olvidé de contarles que en un momento me paré frente a un puestito a mirar cómo hacían una sopa y, de la nada, me cayeron cuatro carteras de cuero sobre la cabeza. Primero me puse de mal humor (¡me dolió!) pero más tarde me reí. Será que esas son cosas que pasan en Marrakech y que, al fin y al cabo, la mejor actitud es reírse para no llorar.

marrakesh-marruecos-aniko-villalba-21

 Información útil para visitar Marrakech:

  • Cómo llegar a Marrakech: hay buses y trenes que conectan a la ciudad con la mayor parte de las ciudades del país. Nosotros viajamos desde Ourzazate y el bus nos costó 50 dirham (+ los 5 dirham de siempre por el equipaje) y el viaje duró tres horas. Si van en taxi de la estación de buses hasta la Plaza Djemaa el-Fna no deberían pagar más de 10 dirham por persona.
  • Alojamiento en Marrakech: los lugares baratos están en los alrededores de la Plaza Djemaa el-Fna y cuestan unos 5 euros por persona.
  • Algunos precios de comida en Marrakech (en la Plaza y alrededores): crepe con miel 3.50 dirham, jugo de naranja exprimido 4 dirham, sopa harira 3 dirham, pastilla desde 30 dirham, cous cous o tajine desde 35 dirham, sandwich de carne 15 dirham, pedazo de torta + té de especias 5 dirham.

, , , ,

Comentarios acerca de Marrakech: la lucha constante

  1. Celes 18/03/2012 at 16:26 #

    Hola! Me estoy yendo con amigas a pasar unos dìas en abril y nuestro hostel està en Marrakesh, cerca de la plaza djemaa el-fna(uno muy lindo, de la cadena Equity)..sin embargo por lo que contás nos convendrìa visitar otros lugares de marruecos. Haciendo base en Marrakesh y teniendo solo 4 días, que nos recomendàs recorrer (algún lugar cercano que podamos ir y volver en el dìa por ejemplo)? Gracias y saludos! las fotos son increibles!

    • Aniko Villalba 18/03/2012 at 16:28 #

      Hola Celes!
      No te asustes demasiado con lo que cuento :P son experiencias personales nomás… y cada cual tendrá la suya.
      Te recomiendo que vayan a Essaouira, está a 3 horas de Marrakech, sobre la costa atlántica (y en mi próximo post hablaré acerca de ese lugar). También puede ir a Ait Benhaddou (a tres horas pero hacia el otro lado): http://viajandoporahi.com/nada
      Buen viaje!

  2. ahoratocaviajar 18/03/2012 at 16:41 #

    Como dice Aniko, son sus impresiones personales. Lo cierto es que Marrakech es de tal forma que la odias o la mas, no hay término medio. Pero eso sí, no hay que tenerle nunca miedo! Nosotros aconsejamos dar los primeros pasos por Marruecos en Marrakech para después cruzar el Atlas, ir al desierto o a la costa… Entonces se agradece el contraste. Por ejemplo, nada que ver la cordialidad de Sidi Ifni con la brutalidad callejera de Marrakech.
    En fin… Nuestro primer día en Marruecos fue tal como sigue
    Cada cual debe encontrar su experiencia

    • Aniko Villalba 18/03/2012 at 16:56 #

      Lo que pasa es que después de vivir la hospitalidad del desierto y la tranquilidad de otros pueblos, llegar a Marrakech es como un golpe en la cara… Un golpe que puede ser devastador para algunos o energizante para otros, pero golpe al fin…

      • irene 06/04/2012 at 09:35 #

        Viaje varias veces a Marrakech por trabajo y debo decir todo lo que contas me llama la atencion, como toda ciudad turistica , hay mucha gente que intenta venderte algo ( viven de eso), pero diciendoles que no te interesa y SIEMPRE con una sonrisa y agradeciendo de igual forma no te molestan. Hay que ponerse a veces en el lugar de los locales que muchos viven en una gran pobresa .No se puede pretender pagar como local por que no lo sos, estas viajando , sos turista y por eso siempre tenes que pagar mas, asi que a resignarse y aceptarlo.
        Saludos

        • Vicente Camarillo 29/03/2015 at 20:45 #

          Coincido casi totalmente contigo, Irene, sólo no me cuadra eso último. ¿Por qué debo pagar más por ser turista? ¿Qué no el precio de la mercancía se determina por la calidad y valor de la misma y no por la necesidad y/o ignorancia del comprador?

        • Orlando 21/05/2016 at 09:00 #

          Resignarse y aceptarlo? Uno gasta muchísimo dinero para llegar a estos lugares “exóticos”, no es que se quiera gastar de más. Y no soy millonario, estoy gastándome la vida en viajar por europa y esta parte de africa, en bus y tren… Salí anoche por la media antigua para buscar algo de comer (a eso de las 21:00, no tan tarde) y no quedé con ni una gana de empatizar con los locales. Hay gente humilde, decente… pero en 1 hora me persiguieron, acosaron, intimidaron y presionaron como 20 jóvenes y niños. “yo te guío, quieres porro?, por aquí!, no hay problema, de dónde eres, no es por allá, sígueme” Y YO INTENTANDO SEGUIR MI GPS QUE VALÍA UNA MIERDA EN ESE SECTOR, me perdí, llegué a callejones oscuros, tipos q paraban sus motos y me veían como para asaltarme… tuve que pedirle a unas mujeres que me llevaran de vuelta a mi riad (hostal elegantosa pero fétida y pésimamente ubicada con desayuno mediocre, Riad Rose d’orient) Uno es una PERSONA en un lugar desconocido, intentando pasar un buen rato conociendo. Eso es en tooodas partes del mundo. Resignarse a que te acosen y te hagan sentir incluso miedo (MIEDO, y eso que soy moreno de casi 1.90 metros, no un flaco con pinta de gringo, aún así identificaban que era turista y me acosaban, por supuesto) no creo que sea el camino. En resumen, creo que Marrakech es un punto de partida para conocer lugares hermosos. Pero si no son Rambo no se metan a jugar a ser un marroquí por los callejones de la Medina antigua. Suerte.

      • Desirée 19/06/2016 at 14:44 #

        Hola Aniko,
        Estoy de vacaciones en Marrakech y tengo exactamente los mismos sentimientos encontrados. Impresionante ciudad, cultura e historia y sin embargo la agresividad de algunos de sus habitantes hacia los turistas te dejan sin ganas de volver.

        En unos días estaremos por el desierto y eso seguro que nos relajará.

        Saludos, me encantó el post.

        • Aniko Villalba 21/06/2016 at 13:24 #

          Sí, es un poco agotador…
          Disfruten del desierto, es otro mundo!

  3. Pablo 18/03/2012 at 20:11 #

    Aniko,
    Muy bueno tu post!
    Me parece que ese tipo de venta agresiva y hasta a veces casi violenta pasa en muchos lugares muy turísticos. Me ha pasado en Mexico, Perú, Tailandia, Egipto…
    Anecdóticamente la situación más agresiva en la que casi me agarro a las piñas (como Andy) fue en Barcelona, es esos puestitos a la salida del Guell.
    Nuestro último viaje a Europa (Francia, Bélgica y Republica Checa) nos sorprendió gratamente como hay mucho menos de este fenómeno (con excepción de los vendedores de torres eiffels en miniatura abajo de la torre eiffel).
    La verdad es que te consume mucha energía evitarlos e ignorarlos y seguir disfrutando del lugar. Como bien dijiste, a veces tenés ganas de hacerlo y no te arruinan la visita, a veces te hartan y te querés ir de ahí.
    Tus fotos de Marrakesh espectaculares y te quedarán para siempre como la parte positiva y bella de Marrakesh.
    Espero con ansias el post de Essaouira que no conozco.

    • Aniko Villalba 18/03/2012 at 20:17 #

      jaja y pensar que uno, de lejos, imagina a Paris como una ciudad idílica, bella y romántica… ¡sin vendedores de Torre Eiffel!

      Sí, la verdad que las fotos fueron la mejor parte de mi visita a Marrakech… Ah! Y los deliciosos crepes y las sopas por 3 dirham :D

  4. Roman 18/03/2012 at 23:02 #

    Hola Aniko! Vamos! que para una “porteña” como vos, el caos, los vendedores y la “mala onda” es moneda corriente tanto en Baires como en Marrakech o en cualquier otra ciudad!! Nada que no hayas visto o vivido, no? :)

    Descubrí tu blog hace unas semanas y todos los días entro para leer un post distinto, desde tu primer viaje hasta los actuales, viajo por el mundo con vos… Realmente me distiende mucho y me fascina a la vez, asi que GRACIAS!.

    Te deseo mucha suerte en lo que te quede de viaje y sigo esperando noticias tuyas!

    De un viajero principiante como yo a una experta como vos, saludos desde Buenos Aires – Capital, La ciudad de la furia.

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:32 #

      Ja, puede ser, pero una cosa es vivir la mala onda como local y la otra como visitante. En Buenos Aires, por lo menos, sé por dónde se concentra la mala onda y evito pisar la zona :P

  5. Celes 19/03/2012 at 15:42 #

    Gracias por los consejos! Ya fueron tomados en cuenta! Saludos y veremos como nos recibe Marrakesh :)

  6. Corina 19/03/2012 at 15:49 #

    Muy bueno el post Aniko ( cuándo no ?), excelentes fotos como siempre !!! Y bueno, por la experiencia, seguramente te sumará !!! un abrazote y arriba ese espíritu !!! a vos no te gana nadie ! Un saludo barilochense !

  7. Lu 19/03/2012 at 16:03 #

    Interesante tu post… me recuerda la sensación que me generó Hanoi!!!

    Lo bueno es que, a pesar de tu “no tan buena” experiencia, las fotos están geniales!

    Un abrazo!

    Lu.

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:30 #

      Uy sí, Hanoi. Creo que le tengo más cariño a Marrakech que a Hanoi. ja

  8. Xiomara 19/03/2012 at 16:03 #

    Que locura como pueden cambiar las percepciones
    yo ame a Marrakesh
    pero es verdad lo del acoso, y mas si sos mujer q va sola, todos te quieren “levantar”
    en fin Aniko, saludos y te sigo leyendo

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:28 #

      jajaja eso sí, cada vez que salía a la calle recibía piropos por mil. Pero no sólo en Marrakech, en todo Marruecos! :P

  9. Alberto (notas de un viajero) 19/03/2012 at 17:10 #

    Pues vaya, siento que te diese esa impresión Marrakech. He oido hablar maravillas de esa ciudad y tengo pensado ir n un futuro breve, espero no llevarme un chasco.

    Un abrazo

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:28 #

      Hola Alberto!
      No creo que te lleves un chasco, solamente hay que ir sabiendo que es un lugar extremadamente turístico (con todo lo que eso conlleva), pero es una ciudad más de Marruecos que vale la pena conocer.
      Saludos!

  10. szille 19/03/2012 at 17:11 #

    Aniko, este relato me recuerda a tus post de Vietnam, por mi parte odio que me acosen en ningun lugar del planeta, por eso me resulta muy valiosa tu experiencia. Son para tener en cuenta las situaciones que se puedan presentar en Marrakech, gracias por este completo informe. Me gusta la sonrisa amigable y de buena onda del que exprime el jugo de naranja,testimonio de que hay buena gente tambien en la zona. Te pregunto como es que te cayeron cuatro carteras en la cabeza? estaban a la venta colgadas o cayeron de algun balcon? Gracias por este post.

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:27 #

      Sí, había gente con muy buena onda y gente con muy mala onda.
      La primera vez que fui me crucé a los de mala onda.
      La segunda vez que fui me crucé a los de buenísima onda.
      Las carteras misteriosas que me cayeron sobre la cabeza estaban colgando de un palo (si mal no recuerdo) que estaban sosteniendo dos marroquíes. Se ve que las estaban acomodando, se les patinaron y aterrizaron en mi inocente cabeza. Suena bizarro. Lo fue.

  11. pablo mejía arango. 19/03/2012 at 18:52 #

    Sin duda, lo más importante de cualquier lugar sobre la tierra es su gente porque una mala experiencia con los nativos opaca cualquier otra percepción. Te cuento, Aniko, a mí tampoco me gustó (aunque nunca he ido). Saludo.

  12. Carfot 20/03/2012 at 08:42 #

    Yo estuve hace unos años y la ciudad me encantó pero reconozco que la vida y la gente de Marrakech poco tienen que ver con la gente del desierto que es más humana y todavía no está contaminada por el dinero, sin embargo hay que conocerlo todo…

    Un saludo !!!

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:24 #

      Creo que Marrakech es una ciudad que genera sentimientos intensos, y eso también es algo bueno. Peor sería haberme ido con total indiferencia.
      Ayer volví, y me amigué. Ya lo contaré. Es verdad: hay que conocerlo todo, sino no se puede elegir.
      Saludos!

  13. iñaki 20/03/2012 at 14:18 #

    Hola Aniko,

    vaya, veo que Marrakesch no ha resultado una experiencia de las de recordar. La verdad es que viniendo del desierto entiendo que el choque pudiera ser tan brutal. En mi caso yo hice el viaje al reves, primero la ciudad y despues el desierto, con lo que no me resulto tan agresiva como la describes. Creo que en toda ciudad turistica te puedes encontrar con esas malas experiencias de gente persiguiendote y tratando de cobrarte de mas por todo, pero tambien hay gente que no es asi y que un poco se averguenza de lo que esa otra gente hace con los turistas. Supongo que un poco como debe pasar pej en Barcelona con los turistas que visitan las ramblas

    En mi caso, como dicen por ahi, el acoso y el agobio lo senti mas en ciertos lugares de Vietnam, pero sobre todo en la India. Ahora, para mi, como nunca nunca nunca de mal, sin duda Jaipur en la India. ¡Para no volver! ¡BUF!

    Un saludo

    http://www..inakibarettini.blogspot.com.es

    • Aniko Villalba 20/03/2012 at 14:22 #

      Hola Iñaki,

      Estoy de acuerdo en que la percepción depende mucho de la ruta: para mí, pasar del desierto a Marrakech fue un choque muy fuerte. Probablemente si hubiese sido al revés, no me hubiese parecido tan exagerado.

      Ayer volví a Marrakech para tomar mi vuelo y mi experiencia fue totalmente distinta a la de la primera vez. Me fui reconciliada con la ciudad. Y lo contaré todo en otro post. :)

      Y sí, yo también me sentí acosada en Vietnam. Y en la India, aún no lo sé, ya lo descubriré.

      Saludos!

  14. Alusiana 21/03/2012 at 08:02 #

    Te comprendo con lo del centro a mi me paso igual!!!…. en Egipto…. en el zoco hubo un momento en el que casi le pego a un vendedor!!!….. me tenía super agobiada!!!….. quería a la fuerza que le comprara…….. me cogió del brazo y si no se da cuenta el guía me secuestra!!!…. yo intentaba ser amable pero inflexible …. pero no se daba por aludido…. estuve a un paso de pegarle…… yo huía de él …. pero me seguía ….. estaba histérica y casi llorando….. pero aún así intentaba que entrara a la fuerza en su tienda…. hubo dos amigos que fueron retenidos en una tienda para que compraran… mientras me ayudaban a mi los secuestraron a ellos!!!…. ellos lo pasaron peor porque se quedaron solos y nadie se dio cuenta con el mal rato que todos estamos pasando….. fue también al principio de llegar y fue muy agobiante…. después nos acostumbramos a su forma de ser y simplemente evitabamos el contacto visual…. desde luego son personas maravillosas…. otra cultura….. íncreible….. te recomiendo Egipto…. aunque ahora el país no está para visitas…. cuando se tranquilice un poco^^

  15. ahoratocaviajar 11/04/2012 at 08:46 #

    Marrakech no deja indiferente a nadie!! Nosotros pasamos de odiarla a amarla ¿Quieres saber cómo? En el blog contamos la experiencia

  16. javier 23/04/2012 at 02:19 #

    Bueno, está claro que no te fue muy bien. Sin haber estado en Turquía, pero sí en otros lugares, puedo decir que es bastante agotador y molesto la insistencia con la venta o con el pedido de dinero.
    Parece como una obligación del turista comprar o dejar plata. Uno puede ver, y si gusta lleva o ser amable, pero para algunos parece que el mirar ya es un compromiso de compra. “primero te lo regalan y luego te lo venden”.
    En algunos lugares, como Perú, son mas “amables” en la insistencia, pero no deja de ser molesto.
    Pero allí, como contas, directamente es agresivo y dan ganas de huir.
    Por suerte has encontrado lindos rincones para fotografiar.

    un beso!

  17. Tere 23/07/2012 at 22:33 #

    Estoy pegada en tu Blog!!! y leer este post me hizo revivir exactamente lo que fue mi estadía en Marrakech. Es decir, los tipos persiguiéndote con las serpientes, los dueños de tienditas agarrándote del brazo y forzándote a entrar, las bicicletas, motos y burros por la vereda pasándote por encima, gente gritona y agresiva. Nada ha cambiado desde que la visité en 2006. Y cuando te preguntaban de dónde eras no te decían… “ahhhh… Maradona!! Messi!!”, porque a mi me sacaban a los futbolistas chilenos jajaja
    Una cultura chocante que ahora la recuerdo con más cariño porque está muy lejos :)

    Doy fe de tu impopular visión pero sumamente realista.

    Y si…. tuve que cambiar mis poleras de pabilo por túnicas bien cerraditas.

    Saludos desde el otro lado de la cordillera!

    Tere

  18. monica 31/08/2012 at 06:04 #

    Completamente, de acuerdo, jamas volvere a esta ciudad, la detesto! Es todo menos hospitalaria, sus gentes son agresivas y maleducadas, y a cambio no ofrece grandes monumentos, ni grandes atracciones. Es como venir para q te pisoteen.

  19. Cami 09/10/2012 at 18:49 #

    Hasta el día de hoy me sentí mal por haber tenido una percepción similar a la que registrás en el blog sobre Marrakech, parece un cliché de intelectual trasnochado opinar que la medina, con su inmunda plaza y sus malencarados habitantes, es un lugar hermoso repleto de “cultura”. Yo acabo de llegar y jamás regresaré, aunque debo admitir que al cruzar el Atlas me encontré con un pais y con gente muy amable, pero tampoco se me pueden olvidan los 240 dirham que me cobraron por el primer y último almuerzo que tomé sin negociar antes el valor exacto de cada producto servido. A propósito, creo que no sobraría un blog sobre la comida…
    Abrazos desde el caribe atómico.

  20. Sandra castro 21/11/2012 at 16:39 #

    suscribo textualmente todo lo que dices de Marrakesh, he pasado por lo mismo, para una mujer y sóla esta ciudad es muy agresiva, y lamento decir esto, pero no pienso volver. mañana iré al desierto, espero que cambié mi percepción. yo recomiendo venir en grupo, así uno estaría ‘más protegido’ del caos que cuentas, y que me consta.

  21. Maru 21/05/2013 at 14:45 #

    hola Aniko!
    planeando mi viaje por Asia me tope con tu blog, y vengo leyendo de a poquito, muy entretenida :)

    Me hiciste reir con tu mirada sobre Marrakech porque a mi me quedo un sabor similar, que difiere mucho de cuan exotica e increible le parece esta ciudad al resto de la gente que conozco que la ha visitado.

    El frenesi y el desorden, burros, caballos, motos, bicicletas, scooters, y peatones en arterias laberinticas, me molestaron al tercer dia, pero en principio me parecio atractivo.

    Me embolo un monton que me quieran vender hasta su vieja, y me vean como expendedora de dolares/euros. Pero si no soporte que por ser mujer, aunque no sea musulmana, quede objetificada por completo.
    En algunas ocasiones le ofrecieron a mi amiga una cantidad considerable de camellos por mi y viceversa, lo cual resulto divertido. Pero al igual que se pueden poner densos con los regateos y las ventas, se ponen densos, densisimos con cualquier chica o chicas que no vayan acompañadas de un hombre y si sos rubia, peor. La noche que pase viajando en tren hacia el norte del pais, la pase incomodisima, ademas del calor y las ventanillas que estaban cerradas fijas, no vi ni una sola mujer mas que mi amiga y yo, y un vagon entero de flacos que desfilaban por el pasillo para mirarnos poco amigablemente. La verdad, no pegue un ojo del cagazo y la incomodidad, pero no paso nada.

    De todas maneras no vivi esta ciudad tan violenta como la percibiste vos, pero si me di cuenta que el que no sale a buscar clientes o grita o insiste sale perdiendo porque negocios como el suyo hay 500 por toda la medina y todos van a atosigarte. Concluyo que es lo que conocen como forma de comercio.

    Y al igual que vos otras partes de Marruecos me parecieron alucinantes y diferentes como el desierto o Chefchoauen (llegar fue una aventura) y lo mismo su gente. Mucho mas relajado, otro ritmo.

    Gracias por los lindos relatos, con suerte, yo empiezo pronto con los mios :)
    Besos!

  22. valentina 17/06/2013 at 17:49 #

    Hoola!, tengo planeado viajar sola a Marruecos, pero algunas personas me dicen que es peligroso y bla….¿me recomiendas tomar un tour quizas?!
    y que es lo mas importante en tener en cuenta?!!
    saludos
    espero puedas ayudarme

    • Aniko Villalba 20/06/2013 at 18:33 #

      Hola Valentina,

      En vez de un tour te recomiendo que hagas couchsurfing para estar en compañía de la gente local. Eso sí, leé muy bien las referencias porque hubo algunos casos de acoso en couch (no muchos, pero hubo). Si te podés quedar con una familia o con mujeres mejor. Yo viajé con un amigo y después estuve una semana sola y no tuve problemas, pero ya estaba acostumbrada a la lógica del país. Animate y andá con cuidado como en cualquier lado.

  23. ana calahorra 24/11/2014 at 06:13 #

    Vengo regresando de Marrakech y comparto tu opinión absolutamente, pase unos días en un estrés constante entre motos, burros, bicis, caballos, serpientes, monos, timadores, pésimos restaurantes a excepción del ultimo que fui (La porte de Marrakech) simplemente fantástico después de las demás experiencias, en fin unas vacaciones que te generan un malestar constante. El hamman Cleopatra es uno de los mas recomendados y cual va siendo mi sorpresa que el masaje te lo hace un hombre!!! como es posible esa falta de respeto, a sus mujeres que no se les vea ni el pelo pero a las demás métanles mano. No volveré jamás!!!

  24. Noelia 30/12/2014 at 21:05 #

    Te felicito por tu blog, excelente, me encantan todos tus relatos, escribes muy bien. Voy a Marruecos en Abril del proximo ano, pero solo tengo 6 dias y medio que pensaba repartirlos entre Marrakech (2 dias), Fez y Meknes (2 dias) y el desierto ( 2 dias) pero despues que lei la parte de Marrakech, pienso que mejor no voy a esa ciudad; le tengo recontra fobia a las serpientes, no las puedo ver ni en pinturas, a mi me hacen lo que a ti te hicieron y caigo alli mismo desmayada del susto; por otra parte, no me gusta el caos, el desorden y el sucio, prefiero los lugares tranquilos. Ahora te pregunto, el tema de las serpientes es solo en la famosa plaza esa de Marrakech? Los dos dias previstos para esa ciudad, a que otro lugar se los podria dedicar? Que otras recomendaciones me puedes dar que me puedan ser utiles? Agradezco de antemano tu atencion.

  25. Julia G 21/03/2015 at 17:45 #

    Hola,

    Relatas muy bien lo que es desgraciadamente Marrakech a día de hoy. A los turistas los ven como objetivos para sacarles algún provecho (sea economico, sea otro). Si te piden precios desorbitatos no es por pobreza, es por estafa pura y dura (los vendedores de la medina no son precisamente los más pobres, los que hacen su mercancía quizá sí pero a éstos no los verás). Lo mejor sin duda el zumo de naranja de Jamaa el Fna a 4Dhs hoy en día que tan solo costaba 2,5 Dhs cuando yo vine a vivir aquí. Y sí como muchos extranjeros que vivimos aquí, vamos tan solo a la Medina por necesidad no por gusto y si podemos evitarlo mejor. Para evitar agobios venir a las 10 de la mañana cuando apenas abren los comercios.

    • Aniko Villalba 22/03/2015 at 15:54 #

      Gracias por tu comentario, Julia.
      En el resto de Marruecos no me pasó lo que me pasó en la medina de Marrakech. El turismo es un arma de doble filo :(

  26. Rosario 11/04/2015 at 00:17 #

    Hola Aniko! Leyendo este Post me di cuenta de que estuvimos en el desierto y en Marrakech mas o menos en la misma época (yo fui en otro plan: novio y amigos). A mi personalmente me encanto y divertio la ciudad pero coincido plenamente con vos en que es muy caótica (al igual q Hanoi, muchos post atrás :) ), y que muchas personas son bastante agresivas en el trato. Nos ven como billeteras con patas. Muchas de las frases típicas de ellos q vos repetís nos las dijeron hasta el cansancio y eso, 3 años después me sacó una sonrisa. Tengo re lindo recuerdo pero nos estafaron bastante, de hecho pagamos por una excursión a Essaouira y nuestro guía, después de volver de 3 días en Merzuga -y ser de lo mas copado- se fue a su oficina “a buscar unos papeles” y desaparecio!!!! Jajaajaj en fin, nos quedamos con las ganas. Conocere es ciudad a través tuyo.

  27. Ariana 28/07/2015 at 10:34 #

    Hola Aniko!!! Estoy fascinada con tu libro días de viaje que compre hace poco. Quería consultarte porque tengo pensado viajar sola y de manera muyyy económica en marzo de 2016 a Barcelona, marruecos, Croacia, Grecia y Turquía. La verdad es que Marruecos me da un poco de miedo porque voy sola, soy mujer y no me manejo muy bien con el ingles, pero ya sería mi segundo viaje sola (viaje a Europa de mochilea en 2013 y me arregle muy bien). La idea es ir a Marrakech ya que es la capital y consigo vuelos low cost desde barcelona, pero podrías darme algunos tips de donde ir y que cosas prestar atención para no pasarla mal respecto de las costumbres porque después de leer tu post, sinceramente se me fueron las ganas de ir y Marruecos es un lugar a donde siempre quise ir. Te sigo siempre. Sos una genia y amo conocer el mundo a través tuyo.

    • Aniko Villalba 01/08/2015 at 08:06 #

      Hola Ariana, justo leíste el post del lugar que menos me gustó, así que lee el resto y vas a ver cómo te vuelven las ganas!
      http://viajandoporahi.com/category/viajes/africa/marruecos
      Marruecos es increíble, con gente muy amable y hospitalaria, yo volvería mañana mismo. En el norte hablan bastante español y en el resto del país francés, así que con esos idiomas también podés manejarte bien.
      En vez de Marrakech, yo que vos iría a Essaouira o al desierto.
      Buen viaje!!

    • rachid 02/08/2015 at 10:23 #

      Hola Ariana
      lo de tener miedo .es lo mas natural en cualquiera nueva experiencia. tu tranquila Marrakech es tal como cada ciudad turistica en el mundo…y te aseguro que hay de todo …tal como gente con buena onda como la de la mala onda.
      Yo soy marroqui, y por motivos de estudios, tuve que vivir en Marrakech hace 4 anos ya, obviamente la gente de marrakech y marrakech no representa a Marruecos , que el ultimo es un pais con mucha diversidad culturar y de forma de ser ……lo que queria decir es que si hay siempre el aspecto de ver a extranjeros como objetivos …pero eso se queda relativo a como lo ves tu y como lo trates tu en tu mente.
      bueno si quieres mas informaciones y si tienes mas dudas. aqui soy consultame
      .
      saludos

  28. Anna 26/08/2015 at 18:24 #

    Muy buen post. Recién llegamos de Marrakech y bien lo podríamos haber escrito nosotros.
    Tal cual la experiencia. Solo añadir que de repente , entre tanto caos y agresividad, puedes entrar a sitios mágicos y quedarte encantado (claro que sitios preparados para el turista…) y hasta volvería.

    Pero sí bastante desagradable el recuerdo que tengo que entre puestos de naranja y paradas de comida que me tocaron por detrás de manera muy obscena.

    es así el viajar y el conocer otras culturas!

    Un saludo

  29. Daniel 12/09/2015 at 07:47 #

    Estuve hace un mes en Marrakech con mi pareja, es cierto que es una ciudad caótica pero habría que aclarar ciertos puntos:

    1. Seguridad: Ciudad muy segura plagada de policía secreta donde el turista esta muy protegido, lógico pues es fuente de ingreso, no existen los robos con violencia o los secuestros. Si que hay gente muy pesada.

    2. Economía: Sobra decir que es una ciudad donde todo es muy barato. Es imposible decir que es caro, si te parece caro no vayas a Nueva York o Munich. Nosotros somos Españoles y la verdad que con poco euros hacíamos de todo.

    3. Comida: Simplemente genial, y los precios irrisorios. Inimaginables en España.

    En definitiva, recomiendo leer e informarse antes de viajar, no sólo a Marrakech sino a cualquier lugar del mundo.

    Hay que tener claro que es un país de cultura musulmana y subdesarrollado por lo que habrán cosas te choquen.

    ¿Volvería? Por su puesto.

    Saludos.

  30. Valentina 25/12/2015 at 11:04 #

    Querida Aniko: Qué hermoso que escribís y qué bellas las fotos que sacás. Gracias por compartir con nosotros tus experiencias. Recién estoy empezando a animarme a viajar, y me ayuda muchísimo todo lo que has escrito.

    Saludos!!!!!!

  31. Patricia 15/02/2016 at 07:06 #

    Hola Aniko, acabo de descubrir tu blog y me encanta cómo cuentas!! En concreto, este post de Marrakech me ha gustado porque me siento identificada. Yo no venía del desierto, sino de las montañas del Atlas, había subido al Toubkal, más de cuatromil metros de altitud. Cuando llegué a Marrakech, no solo fue un shock por las temperaturas: del frío de las montañas a 20 bajo cero, a 30 grados de la ciudad. Sino que también me impactó la agresividad comercial y liante de los marroquíes de Marrakesh. Me fui agobiada!!! Pero me quedo con una sensación, la que sentí en una terraza sobre la plaza tomando un té y viendo el atardecer. Lo cuento en mi web, de la que te dejo enlace.

  32. Excursion en Marrakech 07/08/2016 at 19:13 #

    Marrakech es una ciudad bastante segura, pero como en todos los lugares, se tiene que ir con cuidado para evitar problemas. Durante la noche es recomendable ir siempre por las zonas donde hay gente, para evitar atracos en callejones solitarios; pero también evitar las grandes masas, ya que los carteristas se encuentran en su salsa. Se debe tener la precaución de no exhibir objetos caros ni con un alto valor económico, y no fiarse de personas extrañas.

Dejá tu comentario

¿Seguimos en contacto?

Suscribite a mi newsletter para recibir los próximos posts y novedades en tu mail

(No te olvides de confirmar tu suscripción haciendo click en el mail que llegará a tu casilla)
×