Menú principal

Menu

Siete
(Reflexiones en mi séptimo aniversario viajero)

“El número siete, por sus virtudes ocultas, tiende a realizar todas las cosas. Es el dispensador de la vida y fuente de todos los cambios, pues incluso la Luna cambia de fase cada siete días. Este número influye en todos los seres sublimes.” (Hipócrates)

El tiempo y otras cuestiones...

El tiempo y otras cuestiones…

El siete y el dos siempre fueron mis números preferidos. No soy muy original: las estadísticas —que en este caso no tengo idea cómo se calculan— dicen que el siete es el número preferido de la mayoría de la población mundial. El siete me sirve para expresar cosas que otros números no me permiten: me gusta decir “llego en siete” o “dame siete minutos” cuando el cinco me parece muy corto y el diez demasiado completo. El siete indica algo que no se hace enseguida pero que tampoco lleva dos cifras de tiempo, aunque a veces eso de ser un número intermedio me pone en un limbo: tener 27 años, por ejemplo, me pareció una edad rara. Sentía que todavía estaba cerca de los 25 y a la vez acercándome a los 30, o sea que no estaba en un lugar muy definido. Tener 29 me gusta más: al menos sé que en un año cambio de década y que me acerco a una etapa distinta.

Cuadro by vero gatti y Luna

Cuadro by vero gatti y Luna

Muchos dicen que el siete es el número perfecto y que tiene poderes especiales. El siete está en todo. Los siete días de la semana, los siete planetas clásicos en la astrología, los siete pecados capitales, los siete colores del arco iris, los siete cielos del Islam, los siete sacramentos del Catolicismo, las siete edades del hombre según Shakespeare, las siete notas musicales, los siete mares, las siete vidas de los gatos, las siete diferencias, los siete chakras, los siete enanitos, siete años en el Tíbet, siete monos, el séptimo hijo varón, el mundo creado en siete días. La suma de las caras opuestas de los dados siempre da siete. Le dicen el número mágico porque está formado por la suma del tres —sagrado— y el cuatro —terrenal— y forma, entonces, un puente entre el cielo y la tierra.

Siete años en la ruta (en esta foto: Islandia)

Siete años en la ruta (en esta foto: Islandia)

En mi caso, ayer cumplí siete años de vivir viajando. El 28 de enero de 2008 me puse la mochila, tomé un bus de ida de Buenos Aires a La Quiaca —la frontera entre Argentina y Bolivia— y, sin tener mucha idea de lo que estaba haciendo, decidí que ese sería el primer día del resto de mi vida. Desde ese 28 de enero hasta hoy viajé por más de treinta países en cuatro continentes, viví en varias ciudades, escribí dos blogs de viajes con más de cuatrocientos posts, publiqué nosécuántos artículos de viajes en revistas, expuse fotos de viajes, fui columnista de viajes en programas de radio, di charlas de viajes y autopubliqué mi primer libro de relatos de viajes. Durante siete años puse todas mis energías en construir esa realidad que había elegido: ser viajera.

Candado budista en los puentes de París.

Candado budista en los puentes de París.

Pero dicen que algo pasa a los siete años. Hay una teoría psicológica que asegura que después de despertarte 2555 días junto a la persona que elegiste de pareja para toda la vida aparecen las dudas, preguntas y desilusiones: la famosa crisis o comezón del séptimo año de matrimonio. ¿Esto es lo que quiero para siempre? Nunca tuve una relación de siete años así que en ese aspecto no sé, pero sí sé que hace 2555 días me despierto con la misma etiqueta y con el mismo estilo de vida, ese que elegí hasta que la muerte nos separe solo por intuición, sin siquiera haberlo testeado antes. A veces pienso en lo fácil que usamos las palabras “para siempre”. A los veintidós años decreté, así de fresca, que viajaría para siempre, pero nunca pensé en todas las cosas que pasarían entre mis veintidós y el para siempre. Yo solo veía la meta: cumplir ese sueño.

Mensaje visto en Praga.

Mensaje visto en Praga.

Ondas luminosas. Esta foto la saqué en la exposición de Kusama en el Malba, Buenos Aires.

Ondas luminosas. Esta foto la saqué en la exposición de Kusama en el Malba, Buenos Aires.

En siete años, ese sueño dejó de ser una ilusión y se convirtió en algo corpóreo, y mi vida de viajes tuvo subidas y bajadas. Como vivir en movimiento me hace perder la noción del calendario, me gusta pensar en años-viaje y poder, así, diferenciar cada bloque de tiempo y recordar por qué cada año fue distinto.

El año uno empezó con la euforia del primer paso: esto es lo que siempre soñé ahora sí que seré feliz toda la vida. El año dos fue el del primer regreso y la depresión post-viaje: para qué volví, no sé si voy a poder seguir viajando, qué va a ser de mí. El año tres me fui a Asia y otra vez la euforia: esto es lo que siempre soñé ahora sí que seré feliz toda la vida bis. El año cuatro apareció la calma y logré cierta estabilidad: bueno, creo que ya puedo decir que me dedico a escribir desde cualquier lugar del mundo. El año cinco estuvo desbordado por la emoción y el agotamiento de escribir un libro: este es el resultado de hacer las dos cosas que más me gustan, pero cómo cansa. El año seis volví a viajar y tuve una sensación que intenté tapar durante mucho tiempo: esto no es lo que esperaba. Había empezado el proceso de desidealización de la vida soñada, una de las mejores cosas que me pasaron desde que me fui de Buenos Aires, ya que me permitió ver todo de manera más real. Y el año siete, este que se acaba de cumplir, es el de las preguntas: bueno, ya sé más o menos cómo son las cosas, ¿y ahora qué?

Por las calles de Salamanca, España.

Por las calles de Salamanca, España.

Cumplí siete años de viajera en un estado intermedio —típico del siete, diría—: viviendo en otro país. Es decir: ni del todo en mi casa, ni del todo de viaje, ni tan quieta, ni tan en movimiento. Ni sí ni no, ni blanco ni negro. ¿Qué estoy haciendo entonces? ¿Estoy viajando? ¿Estoy frenada? ¿Debería estar viajando? ¿Debería estar con ganas de viajar? ¿Debería volver? Siempre dije que iba a viajar toda la vida, pero ¿y si me canso? ¿Y si me aburro? ¿Y si ya no me motiva? ¿Y si de golpe aparecen otros intereses? De acá a “toda la vida” falta mucho, y hay un montón de otras cosas que me gusta hacer además de viajar. ¿Qué pasaría si les dedico más tiempo? ¿Si cambio de profesión? ¿Si cierro el blog, dejo de escribir y desaparezco de internet? ¿Podría ganarme la vida? ¿Lo mío es escribir sí o sí? ¿Y si cambio de rubro y pongo un negocio de algo? ¿Y si refloto ese sueño de irme a cosechar lechuga a una granja en Canadá? Pero a mí viajar me gusta, aunque tambiénETC. Esto de tener monólogos internos constantes es agotador.

Músico callejero en Praga, frente al muro de John Lennon.

Músico callejero en Praga, frente al muro de John Lennon.

Ojo de Magritte en Bélgica.

Ojo de Magritte en Bélgica.

Para mí, el superpoder del siete es que, cuando lo usás para contar años, marca un quiebre. Siete años es un tiempo considerable para estar en algo, aunque no llega a ser una década: si quiero arrepentirme, todavía estoy a tiempo. Obvio que a los diez años también puedo arrepentirme, pero el siete es más liviano, no es un número cerrado. Entonces me siento así, como si estuviese terminando un período de prueba, el test-drive: ya sé cuáles son las cosas que más me gustan de vivir viajando y cuáles son las que más me cuestan, ya sé en qué consiste y en qué no consiste este estilo de vida. Ahora puedo decidir si seguir o cambiar. O si seguir pero de otra manera. Si acelerar o desacelerar. Si dedicarle más tiempo a esto o a otras cosas. Las opciones son muchas. Y lo bueno es eso: que tengo opciones, que nadie me obliga a estar encadenada a nada.

Frente al reloj en París.

Frente al reloj en París.

Infinito (foto: Islandia)

Infinito (foto: Islandia)

Pero entre tantas preguntas, también tengo algunas certezas. Me demostré —a mí, no a otros— que puedo vivir con mis reglas, aunque esto de no tener manual de instrucciones hace que tenga que estar reescribiéndolas todos los días. También entendí que no tengo que impresionar a nadie ni cumplir expectativas ajenas. Antes sentía que tenía que hacer ciertas cosas —viajar / escribir de determinada manera— porque eso era lo que se esperaba de mí —”la viajera”—. Ahora siento que si mañana decido dejar de viajar no va a ser un fracaso sino un aprendizaje: quizá viajar no era lo mío, quizá necesitaba viajar para darme cuenta de cuánto necesitaba tener un hogar, o quizá necesitaba frenar para darme cuenta de cuánto me gusta viajar.

Visto en Cusco.

Visto en Cusco.

También sé que aunque esté de cumple viajero y tenga estas preguntas no voy a tomar decisiones porque no hay decisiones para tomar. Estoy acá, estoy escribiendo un libro. Después volveré a Buenos Aires, haré cosas allá, volveré a tener a mis amigos y a mi familia, estaré quieta un rato más. Y ahí la intuición, otra vez, me dirá qué hacer. Pero aunque entre en crisis o tenga dudas, cuando me proyecto me doy cuenta de que en mi futuro siempre veo viajes. Quiero hacer un viaje en auto por la Patagonia, quiero hacer un road trip por Estados Unidos y Canadá, quiero hacer dedo en Japón, quiero recorrer las islas de Oceanía en barco, quiero atravesar Asia Central. Quiero ir a muchos lugares. No sé a qué ritmo ni cuándo. No sé si escribiendo un blog o no. Pero todos esos planes de viajes están ahí y no los veo con intenciones de desaparecer.

En siete años les cuento.

cumple-viajes-13

Pizarrón en la casa de vero!

*

Epílogo:

El 28 a la noche le dije a L:

—Hoy cumplo siete años de vivir viajando.
—¿Por qué no me dijiste antes?
—Es que me acabo de dar cuenta.
—Me hubieses avisado y comprábamos una torta y brindábamos.

Y eso hicimos, aunque con un día de delay. Torta de chocolate y vino blanco para festejar una fecha que me parece más representativa que mi cumpleaños. Así que propongo que cada uno elija su fecha de cumpleaños —o de no-cumpleaños— en honor a algún acontecimiento importante. A mí me encantaría festejar cada 28 de enero como si fuese 29 de julio.

Buenos Aires.

Buenos Aires.

De vez en cuando escribo estos posts aniversario en honor a mis cumpleaños de viajera o al nacimiento de mi blog. Son estos:

Cuando te perdés en China, nunca sabés quién te puede encontrar (post número 100)
Doscientos viajes (post número 200)
“Detrás de los viajes” – Edición especial 300 posts
Mis cuatro años de viajera: cómo empecé, cómo trabajo y cómo me financio
Mis seis años de viajera: el Síndrome de París y el lado oscuro de los viajes

Y me faltan unos veinticinco posts para llegar al número 400, así que tengo que ir pensando qué armo…

, , , ,

Comentarios acerca de Siete
(Reflexiones en mi séptimo aniversario viajero)

  1. Hasan 29/01/2015 at 21:09 #

    Felicidades Aniko y espero muchos más de la forma que tu elijas y te haga feliz, me encantan tus articulos y fotos. Buen viaje por el mundo y un fuerte abrazo desde México

    • Graciela 12/02/2015 at 20:17 #

      Hola niña!!! Espero en Dios todo vaya bien en tu camino y estancia.

      Tengo escasos 3 días de haber encontrado tu blog (navegando por la red),
      y estoy fascinada leyendo tus historias y experiencias. Sabes….. es mi sueño también,
      tengo 55 años, soy mexicana y espero un día hacerlo realidad.

      Antes creí viajaban porque… claro les gustaba pero ademas tenían
      la manera de solventar su costo. Ahora me entero como logran su sueño.
      y por ende me gustaría colaborar comprando tu libro. Puedes confirmar
      por favor si el costo es de $13 Dolare, si incluye envío.

      Ahora me despido no sin antes dejarte un abrazo cargado de buenas vibras. Que Dios
      te bendiga hoy y siempre.

      Graciela

  2. Yeison 29/01/2015 at 21:41 #

    Genial, Felicitacion por tu septiversario jeje

    hace poco descubri tu blog y ya he leido algunos post, por ahora lo que tengo claro es que me encanta como escribes :)

    un abrazo

  3. Viviana 29/01/2015 at 22:37 #

    Por otros siete años en lo que sea que te encuentres en ese momento.

  4. bryon perez 30/01/2015 at 02:08 #

    muy cierto… todo lo que dices …una persona tiene tantos caminos para elegir y es algo complicado pensar cual de todos los caminos sera el mejor.
    Concluyo que debemos vivir dia a dia lo mejor que se pueda y no pensar mucho en un futuro que aun no existe.

  5. Beatriz 30/01/2015 at 05:44 #

    Me encantan tus relatos Aniko, te sigo desde hace bastante tiempo y te felicito por cada una de las palabras que salen de tus post. Son verdaderamente mágicas y auténticas. Escribes sobre viajes sin hablar especiíicamente de viajes. Escribes con sencillez, con sentimiento, con profundidad y con tranquilidad. Nos trasportas a otros estados, lugares, sueños… inspiras a empezar, a seguir, a continuar… a vivir cada uno como le de la gana y a elegir su vida. Yo también soy viajera desde hace mucho y disfruto del viaje y cada vez que hago un viaje disfruto más de la vida.

    Gracias por seguir alimentando nuestros sueños, nos tocas y se enciende la chispa.

    Gracias

  6. Patricia 30/01/2015 at 08:53 #

    Hagas lo que hagas en un futuro, ojalá nunca dejes de escribir! Siempre guardo tus posts para mi momento más placentero del día: el desayuno, y cada vez que te leo algo en mí cambia y ese (este) es un día mejor. No todos los escritores son capaces de generar algo así en sus lectores. Gracias!

  7. Boris 30/01/2015 at 13:55 #

    Aniko, primero que todo muchas felicitaciones con el blog. Se nota que en el te esfuerzas por transmitir emociones y eso es lo que nos hace tan fans tuyos.. El hecho de reír con tus aventuras, de sufrir con tus tristezas, todo eso nos llega y todo eso lo sentimos contigo..
    Espero nunca dejes de escribir, no pierdas ese gran talento que tienes para encender la chispa de las personas por medio de palabras! Tus palabras sin quererlo tienen mucho poder, nos alegran el día, nos motivan, nos dan esperanza y también nos transmiten realidad.
    Felicidades en estos 7 años, y espero que cualquier rumbo que tomes seas muy feliz porque te lo mereces..
    Saludos desde Colombia :)
    Boris Morales

    • Aniko Villalba 30/01/2015 at 13:56 #

      Muchas gracias Boris!!

      • Boris 30/01/2015 at 15:23 #

        De nada, Aniko..
        Espero que dentro de tu agenda de viajes tengas de nuevo a Colombia

  8. Agustina 30/01/2015 at 16:25 #

    Felicidades por los 7 años!!!!! Hace un año que leo tu blog!. Admirable como te vas conociendo a vos misma y la sensibilidad que tenes!.

    Un abrazo!!!

    Agustina

  9. Monica Vazquez 30/01/2015 at 17:10 #

    Hola Aniko:
    Dicen los astrólogos que en el año 29 se produce la primer gran vuelta de Saturno en nuestras vidas y por eso es un año de cambios. Tal vez deberías consultar a una astróloga para que vea como están aspectados tus planetas y puedas recibir una orientación.
    De cualquier manera yo sé que tu intuición es la mejor orientación, lo sé porque sigo tu blog desde hace mucho y me encanta verte evolucionar y recibir lo que la vida te ofrece.
    Eso es viajar: conocer personas y lugares con personas y conocerse uno en esa relación. Pero tambien es irse y saber que eso va a durar solo en el recuerdo o en las fotos.
    Tal vez tu tiempo de autoconocimiento teminó y ahora viene la realización de cosas más permanentes que una foto o un libro.
    Te deseo lo que otros te desearon antes. Que seas muy feliz! Te tengo mucho afecto porque he recorrido con vos tu camino exterior e interior. Un beso

  10. miriam 30/01/2015 at 22:22 #

    Hola Aniko, me encanta tu blog! Felicidades, creo que debes sentir también orgullo puesto que no muchas personas se animan a viajar y tus entradas son inspiradoras. Fuertes abrazos desde Michoacán, México.

  11. Christian 30/01/2015 at 23:03 #

    Felicitaciones por esos 7 años Aniko! Gracias por compartirlo con todos nosotros. Tus relatos transmiten muy buena energía, y eso se agradece, porque nos permite transportarnos, disfrutar de esas hermosas fotos y querer estar ahí. Exitos y mucha felicidad!

  12. leire 31/01/2015 at 00:32 #

    Felicidades por tus 7 años, desde el otro lado de la frontera, desde donostia – san sebastian.

    Descubri tu blog hace menos de un año, y ha sido un placer leer cada uno de los post.

    Me inspiran, dan fuerzas… esperanzas…me han hecho sentir ilusión de nuevo…

    También me han hecho sentir un poco menos loca por querer vivir viajando.

    Muchas Gracias por estos regalos!!

    Un abrazo muy grande!!

  13. Paula 31/01/2015 at 01:52 #

    Aniko, siempre te leo y a la vez nunca comento (no suelo hacerlo en ningún blog; soy una fiel lectora pero silenciosa) … hoy decidí hacerlo para desearte un maravilloso nuevo año de viajera. Te noto – en los últimos post – muy reflexiva y eso (para mí) son señales de madurar (en el sentido de procesar todo lo vivido y aprendido … De obtener respuestas, conocernos más y saber qué queremos y qué sentido tienen nuestras decisiones. Claro que tampoco adhiero a los balances pero sin duda cada rincón en estos 7 años marcan tu presente y te encuentran plantada en concretar lo que aquella vez decidiste emprender. Amo viajar y he vivido en varios países en los últimos 20 años pero no soy ” viajera ” y siento que se puede seguir viajando aún teniendo un hogar, un escritorio y una planta. Nómade o no siempre tendrás nuevos rincones que explorar a tu ritmo y de la manera que te apetezca. Saudades!!! Paula

  14. rosario 31/01/2015 at 03:23 #

    que en siete años , la vida , el destino o lo que sea, te encuentre en el lugar que soñas. con muchos sueños cumplidos, pero con muchos mas por cumplir.

  15. Alicia 31/01/2015 at 09:11 #

    ¡qué los cumplas feliz, que los cumplas feliz, que los cumplas Aniko, que los cumplas feliz!!! Viva!!!

    Y… Por tu blog… gracias totales!!!

    Saludos desde Argentina

  16. Antonio G. 31/01/2015 at 11:23 #

    ¡Pues feliz aniversario Aniko!

    Yo espero seguir leyéndote después de otros siete años, incluso aunque ya no escribas (que lo dudo mucho). Que sigas siendo una fuente constante de inspiración.
    Tú ya has construido una parte de ti aquí y o mejor de todo es que nos la has regalado. Gracias.

    P.D: Este tipo de post deberían llegar los domingos, malditos domingos…

  17. Elias 31/01/2015 at 12:54 #

    hola Aniko, nos conocimos en Singapur en el 2010. Me gusta mucho tu manera de escribir, me conmovió lo del festejo por algo tan importante o más que el cumpleaños. Y pues, a seguir viviendo la vida. Un abrazo!!

  18. cristina 31/01/2015 at 12:59 #

    A mi me parece que sos viajera , más allá que frenes , hagas pausas , tengas planteamientos y dudas , es parte de ser quien sos.
    Aún sentada en x ciudad seguiras viajando con la imaginación o recordando ….tenés el gen de viaje , pero acaso la vida misma no es un viaje ? :)
    Lectora
    Bs As

  19. Camila 31/01/2015 at 13:19 #

    Feliz aniversario Aniko!!! Lo importante es que podés vivir haciendo lo que te gusta, lo que elegís y que a la vez le hacés bien al mundo, inspirando a todas las personas que cruzás en tu camino. Me da ansias de leer el segundo libro ya! Besos

  20. sebastian 31/01/2015 at 13:20 #

    anikooo ¡¡¡, felicitaciones por los 7 años ¡¡¡, que decirte ?, desde que volvi de rio de janeiro en agosto de 2013 a los pocos dias de casualidad te descubri por internet leyendo y bueno siempre un gusto seguir todo lo tuyo y enterarnos de distintas vivencias , anecdotas , etc de cosas que te suceden. es verdad lo que publicas llega y con tu sensibilidad que fluye y hace que todos tus lectores te sigan, hace lo que realmente sientas en el momento que estes segura y decidida, todos queremos que sigas escribiendo y publicando cosas pero bueno vos sabras mejor que nadie con el tiempo que pasos vas a querer seguir, te doy animos y deseos de que todo te salga bien, un abrazo grande ¡¡ , sebasthian …

  21. laura 31/01/2015 at 15:05 #

    Felicidades Aniko,!!!! Que envidia me dás, a mi me encanta viajar, pero no soy tan decidida como tú.

    Te deseo que sigas haciendo lo que más te guste en cada momento.Un abrazo Laura

  22. machbel 31/01/2015 at 15:16 #

    Un placer leerte gran parte de estos años, y que sean muchos más. Felicidades!

  23. Elizabeth 31/01/2015 at 20:31 #

    Anikooo!!! … Mil felicidades primeramente, por tus 7 años de vivir la vida, según tu elección! … Tu sabes que eres una inspiración! …. Y eres muy valiente! … Y si definitivamente eres una viajera! … Que se detiene para poder volver a inspirarse! … Todas las bendiciones! …

  24. Camila 01/02/2015 at 13:14 #

    Aca todavía es verano a todo furor aniko jaja feliz cumple vueltera ((:

  25. Paco Cumbreras Santan 01/02/2015 at 14:38 #

    Felicidades por estos 7 años; más que por viajar, te felicito por hacer y Ser según tú misma has decidido.

    Ahorita ando pensando cómo voy a hacer la segunda etapa de un viaje por Sudamérica el año pasado. Trabajo por el mundo en Cooperación (otra forma de viajar) y viajo entre misión y misión.

    Tu blogme resulta muy práctico, útil y sencillo de leer. Gracias.

  26. María Gemma 01/02/2015 at 15:09 #

    Felices 7, A.
    En el no hacer está la respuesta…llega sola.
    Gracias un día más.

  27. Marina 02/02/2015 at 14:33 #

    Hola Aniko, te leo seguido desde el post sobre el síndrome de París (siempre quise ir a Paris aunque nunca se terminó dando, siempre elegí otro destino por querer esperar a que los relatos idealizantes de otros se esfumen).
    En este momento estoy “quieta” en Belgrado y haciendo pequeños viajes x Europa central / del este.
    Me gustaría saber cuál es el 5to continente que te falta, y por qué nunca fuiste..
    Gracias x estar ahí y describir tan bien lo que me pasa día a día, aun sin conocerme.
    Exitos!

    • Aniko Villalba 02/02/2015 at 15:27 #

      Me falta pisar Oceanía!!! Que es uno de mis destinos soñados, después de Asia. Estuve muy cerca pero no llegué… Por eso quisiera que mi próximo gran viaje sea allá.
      Un abrazo!

  28. Samir Issa 03/02/2015 at 21:03 #

    Desde hace tres años que mi esposa (en ese entonces era mi novia) me mostró tu web, ha sido inevitable parar de leerte. Ella fue de las primeras en comprar tu libro, y yo lo leí antes que ella. Coincidentemente nosotros también salimos a viajar indefinidamente este mes (sólo que el día 6).
    Saludos desde Ecuador! =)

  29. Daniela 03/02/2015 at 23:38 #

    Aniko, feliz cumpleviajes y que sean muchos más! Yo llevo 14 años en mi trabajo. Y estaba pensando que a los siete tuve una crisis y vino un cambio en mi vida, y ahora en la segunda tanda, de nuevo vino una crisis y un cambio de enfoque que me ha hecho crecer mucho y valorar lo que soy y lo que he obtenido, y lo que quiero para adelante. Me hizo mucho sentido este posteo tuyo, porque creo que lo más satisfactorio es poder decir que no tengo idea de lo que viene, no hay certezas, no hay nada escrito en piedra. Y levantar los hombros y decir ¡no sé! A la larga todo va a estar bien, todo se desarrolla de alguna manera, hay un desenlace que conduce a una historia nueva, y así, en un continuo que se va convirtiendo en vida. Te envío mi mejor energía y toda la luz para el nacimiento de tu nuevo libro y para lo que sea que decidas hacer en adelante (y ojalá que eso involucre la escritura)!

    • Aniko Villalba 06/02/2015 at 12:32 #

      Gracias Daniela!
      Qué tendrá ese número siete, para hacernos sentir así?
      Pero las crisis siempre son buenas.
      Saludos!

  30. Débora 04/02/2015 at 00:13 #

    Hace no más de una hora me tire en la cama de mi depto temporario preguntándome si la decisión de deshacerme de todo y salir en unos pocos meses de viaje a recorrer el mundo es la correcta (aunque insista en que la frase”recorrer el mundo” me suena pretensiosa la sigo encontrando representativa). Las cosas se complicaron un poco, un poco bastante y sentí que no tenía energías para solucionarlas. Ví todo negro, prendí la compu y encontré esta pestaña abierta, como un mensaje que me había dejado recordándome leerte. Lo hice y recuperé un poco, un poco bastante la positividad. Me inspiraste hace más de un año y me seguis inspirando ahora. Me encanta descubrirte humana, nadie podría sentirse representado en un super heroe viajero. Gracias siempre por estas miguitas de pan que vas dejando para los que venimos detrás.

  31. marina 04/02/2015 at 13:17 #

    feliz aniversario Aniko! enhorabuena por vivir tu vida a tu manera. Bonitas reflexiones que calientan el alma y remueven la mente.
    Un saludo!

  32. paola 04/02/2015 at 18:30 #

    que lindo blog!! los felicito!

  33. Qk 05/02/2015 at 11:24 #

    Hola,Ani!!!!!!adoro absolutamente todo lo que escribes.
    Excelente texto, me llego.
    Un pequeño detalle:si con apóstoles te referís a los de la religión católica, eran 12,jeje
    Abrazo grande!!!!

    • Aniko Villalba 06/02/2015 at 12:26 #

      jajaja tenés razón!! de dónde habré sacado los 7 apóstoles??? ahora lo corrijo, gracias!

  34. Camila 05/02/2015 at 11:45 #

    Hola Aniko! Hace unos dias encontré tu blog y estoy completamente fascinada. Este post es maravilloso, tus palabras invitan a viajar a cualquiera.
    Te felicito por el blog y por haber hecho de tu sueño tu estilo de vida. Ojala cuando vuelvas a Buenos Aires podamos conocernos,sería un enorme placer.
    Te mando un gran saludo!
    FELICES SIETE AÑOS!

    • Aniko Villalba 06/02/2015 at 12:25 #

      Gracias Camila!
      Volveré a mitad de año y seguro que organizo alguna reunión, así que avisaré por acá.
      Saludos!

  35. Rocío 19/02/2015 at 16:48 #

    Aniko,

    ¡¡Salute y felicidades!! Más allá de tus dudas lograste y estás logrando vivir la vida que elegiste y eso ¡¡esta buenísimo!!
    Gracias por hacer de tu Blog un bálsamo de buenas energías.
    ¿Me pregunto si será una señal leer todo esto a mis 27 años ? :D

    Hasta la próxima lectura, un beso desde Bs As!
    (PD: Gracias por recomendar Eléctrica fueron minutos eternos de risas!)

  36. MundoxDescubrir 02/03/2015 at 21:03 #

    Felicidades Aniko, el siete verdaderamente es un número especial que simboliza gran cantidad de cosas como has explicado en el artículo. Es impresionante ver como el tiempo pasa y en ese transcurso se aprenden tantas cosas. Es fascinante poder leer tus post y vivir a través de tus palabras cada viaje, cada detalle, cada lugar y rincón del mundo en el que has estado. Te lo decimos porque es lo que nos gusta de leerte transmitir es el don del escritor y como viajeros escritores ese don es como el siete, diferente, especial y único. Nos alegramos mucho Aniko y esperamos que cada año sea aún más especial que el anterior de esta manera el diario de vida de viajandoporahi este repleto de grandes historias ;) Un abrazo viajero!!! estamos en contacto.

  37. Maite 20/03/2015 at 13:22 #

    Cuando hagas tu viaje en auto por la Patagonia, mis gatos y yo estaremos encantados de recibirte en casa!

  38. Belu 22/03/2015 at 23:19 #

    Holaa!! Qué lindo blog, desde que te descubrí no puedo parar de leer! Amo amo todas y cada una de tus experiencias y cada vez que entro puedo estar horas leyendo. Próximamente me iré a Asia así que ya empece a leer todos tus post de aquel viaje para orientarme un poco. Gracias por compartir tanta dedicación y pasión por viajar!!
    Espero que estés muy bien ahora en Francia.
    Saludos!! :)

    Belu
    PD: mi numero favorito es el 7, totalmente identificada con tus palabras.

  39. Nacho Ibañez 24/03/2015 at 20:16 #

    Bueno… al fin creo que encontré algo interesante para leer en la red. Pensé que después de haber malgastado tiempo buscando sitios con historias y/o noticias auténticas no encontraría nunca mas un blog con experiencias reales con la objetividad (subjetividad) correcta y necesaria para mi. Seguiré leyendote durante los próximos tiempos (de padre, que son pocos) luego de la magistral historia de la maldición de Egaña. Felicitaciones!!!!

    Saludos.-

  40. Jesús Miguel 09/06/2015 at 11:26 #

    Siempre existen motivos ocultos que nos impulsan a descubrir números especiales … “La longitud total a+b es al segmento más largo a, como a es al segmento más corto b” … porque la reflexión y el azar no tienen el porqué estar reñidos … ;)

Dejá tu comentario

¿Seguimos en contacto?

Suscribite a mi newsletter para recibir los próximos posts y novedades en tu mail

(No te olvides de confirmar tu suscripción haciendo click en el mail que llegará a tu casilla)
×