“¿Me recomendás viajar con seguro médico?”

(*FAQ significa, en inglés, “Frequently Asked Questions” o “preguntas frecuentes”)

Recibí sus preguntas (algunas de ellas muy geniales) y las responderé esta semana, gracias. Si todavía no me mandaron ninguna, están a tiempo (háganlo a través del formulario que puse en el post “EntrevistenmeN”). También vamos a poner fecha y hora para la twitcam. ¿Este viernes 18 de mayo les parece? Yo propongo a las 8 de la noche hora argentina (en España sería a la 1 am). ¿Qué dicen?

***

Me di cuenta, leyendo los mails que me escriben, de que hay dos preguntas que se repiten bastante así que decidí dedicarle un post a cada una de las respuestas. Estas preguntas son: “¿qué llevás en tu mochila?” y “¿me recomendás viajar con seguro médico?”. En este post paso a responder la segunda pregunta con fragmentos de historias basadas en hechos reales (protagonizados por mí).

Huaraz, Perú

Historia #1: mi primer romance con el suero

2008. Segundo viaje a Bolivia (principio de mi viaje por América latina).

Llegamos a La Paz después del tour de cinco días por Uyuni. Me agarra una descompostura tan fuerte que la única ruta que logro recorrer durante dos días es la que me lleva de la cama al baño (round trip). Tengo seguro médico pero el primer día no quiero llamarlo. “Esto se me va a ir solo”. No se va. Dejo el orgullo de lado, llamo al seguro, viene el médico a buscarme y me interna por deshidratación, palpitaciones y fiebre muy alta.

Diagnóstico: gastroenteritis y giardias (un tipo de parásito).

Resultado: dos días en el hospital, suero y pérdida de cuatro kilos. Ahí se fue una de mis siete vidas.

Mujer en La Paz, Bolivia

Historia #2: el bichito misterioso

2009. Guatemala.

Estoy en el Lago de Atitlán y siento que un bicho me pica el brazo. Lo mato, parece ser una inocente hormiguita. Me olvido del incidente. Al rato, se me empieza a hinchar el brazo. Intento olvidarme del incidente para no parecer paranoica: “ya se me va a ir solo”. Al día siguiente veo que se me formó una bola de 5 cm de largo y me duele. Voy a la farmacia del pueblo y le pregunto a la farmacéutica si puede haber sido venenoso. Ella me responde que si hubiese sido un bicho venenoso “ya me hubiese dado algo hace rato” y acto seguido hace como si estuviera sufriendo un ataque epiléptico. Me quedo más tranquila, me tomo un antiinflamatorio y me voy a dormir. Al día siguiente (día 3) amanezco con el brazo hinchado y enrojecido y la piel afiebrada. Temo que tengan que amputarme el brazo así que decido dejar mi orgullo de lado y llamar al seguro médico. Inmediatamente me derivan a un hospital evangélico en el cual me aplican una linda inyección de antihistamínico para curar la reacción alérgica. Al día siguiente, no más picadura. Brazo a salvo.

Historia extendida acá: “Mi experiencia en el Hospital Evangélico de Chichicastenango”

El bello Lago de Atitlán

Historia #3: dengue que te quiero dengue

2009. Mismo viaje a Guatemala. Sola.

Pocos días después del incidente del bichito. Empiezo a sentirme rara: malestar estomacal, falta de fuerza, dolor de cabeza, cansancio constante. Mi diagnóstico: “Comí demasiados huevos y me dio un ataque al hígado”. Sigo viajando por Guatemala como si nada durante unos días, pero en algún momento dejo de comer (pierdo el hambre por completo). Una noche me despierto de golpe en el hostel, salgo corriendo al baño, me desplomo contra el piso, no puedo estar parada, tengo náuseas y mucho frío. Me largo a llorar. Al día siguiente hago “la ruta de atrás” (está en mi Top 3 de rutas que más sufrí) que va de Cobán a Santa Elena (cerca de las ruinas de Tikal), hay un derrumbe en la montaña así que hay que cruzar varios kilómetros a pie por el barro que llega hasta las rodillas. Supero eso, llego al hostel, me derrumbo en la cama, me largo a llorar. “Algo anda mal”. Decido dejar el orgullo y esa creencia de inmortalidad de lado y llamo al seguro médico. Me derivan al centro médico más cercano y voy para allá en un tuk-tuk. La doctora que me ve me obliga a internarme de inmediato: deshidratación, fiebre muy alta, debilidad general. Al día siguiente, tras historia de amor con el suero (nos volvemos inseparables) y análisis de sangre, la verdad: Tenés dengue y amebas (un tipo de parásito capaz de ulcerar el estómago). ¿Me voy a morir? No, si era el dengue hemorrágico ya te hubieses muerto. Vamos todavía. Internación de cinco días: me hago amiga de las enfermeras y las doctoras, me cuentan todo tipo de historias, me cuidan, se me va el dengue y regreso a Buenos Aires una semana antes de lo previsto. En Guatemala dejé dos de mis seis vidas restantes y un agradecimiento infinito a las personas que me cuidaron en aquel centro médico.

Historia completa (sin desperdicio) acá: “El dengue y yo en cinco capítulos”.

Suero, te amo

Conclusiones:

1. Soy demasiado orgullosa y siempre pienso que todo “se me va a ir solo”. Si bien muchas veces tuve razón, en estos tres casos necesité ayuda. Un resfrío se puede ir solo, pero con las reacciones alérgicas y el dengue ya es más complicado (a menos que tengan la capacidad de auto-curación). :D

2. Tampoco hay que asustarse. Piensen que pasé muchísimos meses viajando por América latina y Asia y “solamente” me pasó esto. El resto del tiempo estuve sana y salva (con excepción de alguna que otra “Diarrea del viajero” y resfrío).

3. A la pregunta “¿Me recomendás viajar con seguro médico?” yo les diría que sí. Y por varios motivos. Primero y principal, por nuestra salud. Si bien lo más probable es que no nos pase nada grave, nunca se sabe. Y segundo y muy importante también, por nuestro bolsillo. Si son como yo, viajan con poco presupuesto, quieren quedarse bastante tiempo en un lugar y, por sobre todo, quieren ahorrar, me parece más sensato estar cubiertos de antemano en vez de fundirse cubriendo los costos de un hospital in situ. Hay países donde la medicina es más barata y accesible, pero otros donde los costos (sin seguro de por medio) son altísimos.

No siempre estará nuestro abuelo para cuidarnos

Entonces, antes de viajar, les recomiendo lo siguiente:

1. Vayan al Centro de Medicina del Viajero de su obra social o a una clínica especializada. El doctor los va a asesorar según el destino del mundo al que viajen y les va decir qué recaudos tomar y qué tener en cuenta.

2. Dense las vacunas necesarias: según tengo entendido, la única “obligatoria” por la OMS es la de Fiebre Amarilla (en algunos aeropuertos les pueden pedir el certificado internacional de vacunación, a mí me lo pidieron en Bangkok), el resto depende del destino. En mi álbum de figuritas de vacunas tengo las siguientes: Hepatitis A y B, Fiebre Tifoidea, Fiebre Amarilla, Cólera, Antitetánica, Polio, Meningitis.

3. Armen un botiquín con lo necesario (detallaré su contenido en el post de “Qué llevo en mi mochila”).

4. Contraten un seguro de asistencia al viajero. Yo viajo con assist-med. Investiguen la página: tienen planes a medida y una oferta 2×1: Viajan dos, paga uno.

Conclusión de las conclusiones:

La Ley de Murphy es real: así como el teléfono suena justo en el momento en que nos sentamos en el trono y el bondi llega en el instante en el que los fumadores se prenden el pucho, viajar con seguro médico te da la seguridad de que no va a pasarte nada (porque si viajás sin asistencia, seguro que se te rompe la muela, te pican los bichos más misteriosos y te agarra algún tipo de diarrea incurable).

***

, , , , , , , , , ,

Comentarios acerca de “¿Me recomendás viajar con seguro médico?”

  1. chaverr 14/05/2012 at 18:53 #

    Muy bueno! Es SUPER importante contar con seguro! Yo nunca tuve orgullo por no llamar, al contrario, son un clásico en mis viajes.

  2. Lisandro 14/05/2012 at 19:14 #

    Una pregunta, espero que me seas sincera: assist-med publicita en el blog, o te dio un canje o algún beneficio?

    No digo que este post lo hayas hecho por eso, simplemente quiero saber…

    Gracias

    • Aniko Villalba 15/05/2012 at 01:44 #

      Hola Lisandro! Si te fijás en la columna de la derecha del blog, assist-med aparece como sponsor mío hace más de dos años ya… Recomendarlos es lo menos que puedo hacer!

  3. Ata 14/05/2012 at 20:29 #

    Amén compañera. Amén. Nada más se puede decir a este post. Desde que empecé a viajar por trabajo siempre he ido con seguro médico. Nunca he tenido la ocasión de hacer uso de él, pero saber que estas cubierto te da una tranquilidad que, creo, hasta es buena para la salud.

  4. Vickukis 14/05/2012 at 23:36 #

    Coincido plenamente! En los viajes es super importante estar cubiertos, hace poco estuve de viaje por Turquía cuando de imprevisto empezó a dolerme mucho una muela de juicio, conclusión, llamé al seguro médico, me derivaron a un centro odontológico donde el dentista hablase inglés, me sacaron la muela y la misma noche pude tomar el tren hacia Bulgaria.
    Después de esa experiencia, cualquier atisbo de duda acerca de gastar o no en un seguro de viaje se ha disipado.

  5. Santiago Troppoli 15/05/2012 at 09:45 #

    Buen día Aniko, gracias por la información.

  6. Awen St Grove 15/05/2012 at 20:36 #

    hola, Aniko, la verdad que muy bueno tus consejos acerca del cuidado de la salud.. yo que emprendere muy pronto mi viaje… ya estare llamando haber que me ofrecen… miles de gracias por tus consejos…

    • Lucila R. 16/05/2012 at 00:51 #

      Justo que hablamos del tema el otro día, el bendito seguro! Hoy estuve en el Centro de Medicina al Viajero (en el Hosp. Muñiz), en B. Aires. Lo digo, pq es gratuito y para quien no tiene pre paga, como yo, pueda ir tmb. Te dan orientación de que vacunas tenés que tomar y otras cosas más. Mejor prevenir, ya lo has dicho vos!!

      Info del centro de medicina del viajero (atienden de 8.30 a 12.30)
      http://www.buenosaires.gov.ar/areas/salud/sistemas_salud/ficha.php?id=9

  7. Gimena 16/05/2012 at 21:27 #

    Muy bueno y real! Siempre es recomendable viajar con seguro médico, porque depende a que países vayas, por ejemplo en el caso de Estados Unidos, te puede salir 10 veces más si tenés mala pata y algo te sale mal.
    Ahora creo que el dengue es siempre peor la segunda vez que te agarra que la primera…
    SAludos!

  8. chiquitina 23/05/2012 at 05:05 #

    Y yo le sumo mi anecdota de caerme en el hielo en nueva york… gracias a eso, zafe de usd 500 por una x/ray.

    me hiciste reir mucho, gracias!

  9. Melina 17/07/2012 at 01:54 #

    Hola!! Que info tan util!!

    Estoy pensando seriamente en contratar assist med, me gustaria saber si todos estos eventos que cuentas fueron con esta empresa?
    Porque no he encontrado mucha mas info de gente que la haya usado, no encuentro referencias ni buenas ni malas salvo la tuya!

  10. Carito Conina 25/08/2012 at 20:46 #

    Aniko no tengo idea cuántos comentarios iguales a éste recibes pero imagino que serán miles. Aún así no puedo contener la intención genuina que siento de agradecerte profundamente por la esencia que plasmas en cada frase que escribes. De las ideas más simple a las más complejas, todas, me resultan totalmente inspiradoras. Llevo meses leyéndote y organizando todo para mi viaje, el cual al igual que aquello que motivó el tuyo, parte del sueño que tuve al iniciar incluso mi carrera profesional, que hace poco he terminado. Soy psicóloga colombiana, muy pronto viajera, y de corazón tienes mi más sincera gratitud y cariño. En algún momento puede que seamos compañeras de ruta, y siempre que necesites un lugar y yo esté en casa estaré dichosa de recibirte allí. Nos vemos a la vuelta Aniko, mientras tanto envío mis mejores deseos a tu camino. Con afecto, Carito

    • Aniko Villalba 31/08/2012 at 18:57 #

      Gracias Carito, siempre me pone muy feliz recibir mensajes tan llenos de buena energía como el tuyo :)
      Gracias!

  11. Gabriel 29/08/2012 at 02:24 #

    Bueno Aniko sigo googleando lugares y siempre caigo en tu blog, y la verdad es que me tendria que haber acostado hace mas de unas horas para ir mañana al trabajo, pero es imposible porque al leer me voy con tus palabras a esos lugares gua a esa sensacion de sentir que ya conoces el lugar de tanto leer jeje, muy buena info la de Asia! Saludos y muchos Viajes bue ya estas en uno jejejej! =))

  12. Mauro 15/05/2013 at 11:50 #

    Buenos días. La pregunta es si seguis recomendando Assist-med. Tengo que viajar varios meses y la diferencia económica con otras compañías es grande. El tema es que no encuentro referencias sobre la empresa. Gracias.

    • Aniko Villalba 15/05/2013 at 20:08 #

      Hola Mauro,
      Siii, lo sigo recomendando! A mí siempre me atendieron súper bien. Hay muchos viajeros que usan assist-med, así que si necesitás más referencias te las paso.
      Un saludo y buen viaje!

    • Maru 04/07/2013 at 10:22 #

      Hola, Mi nombre es Magdalena, para algunos que preguntan sobre assist-med, les cuento que yo estoy en Australia en este momento y contrate ese seguro por un año, la diferencia en precio cdo yo lo compre era bastante, pero no tenia mucha plata asiq me arriesgue.. jaja… en fin, hace 2 semanas necesite ir al medico poque no me sentia bien, busque para llamar por tel, pero desde australia no hay numero, asiq llame a ese numero q dice “resto del mundo” y me fue imposible, asiq mande un mail con lo que me pasaba y que como podia hacer y en ese momento senti miedo les confieso de que me habian metido el perro!… jaja… en fin, a la media hora recibi respuesta, q les pasara donde estaba localizada y un telefono, a la hora me llamaron por tel que ya tenia turno para la mañana siguiente temprano con un medico en una clinica muy cercana a mi domicilio… realmente me sorprendieron, no puse un mango y me parecieron super eficientes, sinceramente creo q merece ser recomendada. saludos!

  13. Daniel 12/12/2014 at 13:26 #

    Estoy de acuerdo con el post !

Dejá tu comentario

¿Seguimos en contacto?

¿Querés recibir los próximos posts y otras novedades en tu email?

Suscribite a mi newsletter semanal:

(No te olvides de confirmar tu suscripción haciendo click en el mail que llegará a tu casilla)
×