Este post forma parte de la serie “Asia de la A a la Z”, un abecedario personal de mis experiencias en Asia.

U de Urbano

Descubrí que me gusta mucho viajar por los pueblos y ciudades chiquitas. Y acá, por suerte, hay muchísimo de eso.

Pero también descubrí, después de visitar varias “mega-ciudades” asiáticas, que acá las grandes ciudades no son solamente CIUDADES así con todas las letras en mayúscula, sino que son Ciudades Supersónicas.

Acá las ciudades no se contentan con tener “un par de edificios altos”, no, acá se contentan si tienen “los edificios más altos, más caros o más estrambóticos del mundo”.

Quiero presentarles algunas de las mega-ciudades que conocí junto con los títulos que las acompañan:

  • Para empezar, Hong Kong, la ciudad de las ciudades, la madre de las ciudades, la reina de las ciudades supersónicas (esos títulos se los di yo), también conocida como: “La ciudad más vertical del mundo”, “La ciudad con más gente viviendo o trabajando arriba del piso 14”, “La ciudad con más rascacielos del mundo” (aproximadamente 7650), “La ciudad con el tercer edificio más alto del mundo”, “La ciudad con el skyline más visualmente impactante del mundo”, “La ciudad con el edificio del mal feng shui” (muy polémico), “La ciudad con más shoppings por metro cuadrado” (esto lo digo yo).
  • Al lado de Hong Kong, Macau. “Las Vegas del Oriente” (la ciudad-casino que recibe más ingresos anuales y turistas que Las Vegas), “La ciudad con una de las mayores densidades de población del mundo” (18.560 habitantes por km2), “La ciudad que creció con tierras reclamadas al mar” (sí, agrandaron la isla sacando tierra del fondo del océano), “La ciudad de los casinos más dorados” (otro título mío).
  • Y también, Singapur: “La isla que es una ciudad que es un estado que es un país”, “La ciudad que es el cuarto líder financiero del mundo”, “La ciudad más globalizada”, “La ciudad con mayor población de expatriados”, “La ciudad más limpia del Sudeste Asiático”, “La ciudad con uno de los sistemas de salud más avanzados del mundo”, “La ciudad con una de las gastronomías más variadas del mundo”, “La ciudad con más prohibiciones del mundo” (entre tantas otras cosas, en Singapur está prohibido comer chicle y “no tirar la cadena” del baño).
  • O Kuala Lumpur: “La ciudad de las torres gemelas más altas del mundo” (las Petronas), “La ciudad con el mástil más alto del mundo”, “La quinta ciudad más visitada del mundo”, “La ciudad del monorail”, “La ciudad de los parques”, “La ciudad en la que nunca me canso de comer” (estem… sí, eso lo digo yo también).

Y no me quiero imaginar lo que deben ser las grandes ciudades de China, de Corea, de Japón, de Taiwán. Me quedan tantas ciudades supersónicas por conocer…

La foto es de Hong Kong, una de las ciudades más imponentes que vi en mi vida. Juro que cuando saqué esta foto casi no podía respirar de la emoción: NUNCA ESTUVE FRENTE A UNA VISTA ASÍ.